Luego de un mes de alza en las cotizaciones alternativas de la divisa estadounidense en el mercado paralelo, la última semana el Gobierno logró reducir la brecha cambiaria y contener las expectativas de un salto en el dólar oficial. Sobre este tema, el Presidente Alberto Fernández, afirmó que están “con el equipo económico, con el ministro Guzmán a la cabeza, viendo como evolucionan las cosas día a día”.

El Presidente criticó a “los especuladores que operan en mercados paralelos muy chicos donde con poco dinero se producen grandes variaciones de precios” como en el Contado con Liquidación (CCL) o el Blue, divisas que mueven montos mucho más pequeños que el Banco Central de manera diaria.

Sobre la tensión cambiaria y las expectativas de devaluación por parte del mercado, Fernández aseguró que trabajan en eso y que lo primero que tienen que hacer “es ordenar un poco las cosas" y admitió que "hay que sacar la incertidumbre cambiaria".

“Hay gente que se siente tranquila ahorrando en dólares aun cuando el peso le da mejores oportunidades”, aseguró el jefe de Estado.

Durante la entrevista radial, el Presidente sostuvo que hay “un aumento rápido de la producción y una suba en las ventas” según le dijeron los empresarios con los que se reunió los últimos días, y criticó el posible desabastecimiento: "Los que acopian y esperan una devaluación para vender, se quedarán esperando que eso ocurra".

Todos los tipos de cambio alternativos tuvieron una baja en las últimas jornadas de la rueda, tanto el CCL, MEP o el Blue, que alcanzó los $195 y una brecha récord con el dólar oficial. Al cierre de ayer, se comercializaba a $175.