En el marco de la extensión de la cuarentena, la Agencia de Recaudación de la provincia de Buenos Aires ( ARBA) prorrogó hasta el 31 de julio próximo la vigencia del plan de regularización de deudas destinado a micro, pequeñas y medianas empresas, que vencía el 31 de mayo. Así lo informó hoy en su cuenta de Twitter el director ejecutivo del organismo, Cristian Girard.

El programa de facilidades contempla la quita total de intereses, multas y punitorios de deudas vencidas al 31 de diciembre de 2019 -tanto en estado judicial como prejudicial-, planes de pago caducos y vigentes, e incluye a los impuestos Inmobiliario, Básico y Complementario; Automotores; Ingresos Brutos y Sellos.

"En el marco de la pandemia COVID-19, y en virtud de la política de aislamiento preventivo social y obligatorio, decidimos extender hasta el 31/7/2020 la vigencia del plan de pagos para PYMES aprobado en el marco de la ley de emergencia sancionada en diciembre por la legislatura", anunció Girard.

El plan establece un plazo para el pago de deudas de hasta 120 cuotas y, en algunos casos, una condonación que puede llegar al 70% del monto total adeudado.

En el caso de los contribuyentes que posean deuda en instancia judicial, también prevé el levantamiento automático de los embargos con la sola adhesión al programa.