El ministro de Economía, Martín Guzmán, dio este martes nuevas precisiones acerca de proceso de negociación de deuda con los bonistas y adelantó que durante esta y la próxima semana mantendrán conversaciones virtuales clave para definir los detalles de la oferta oficial de reestructuración. Si bien no confirmó la fecha de lanzamiento de la propuesta, aseguró que buscan sacarla "bien rápido" y que estará en línea con el duro análisis de sostenibilidad de la deuda elaborado por el FMI, en el que planteaba la necesidad de un alivio sustancial de entre USD55.000 millones y USD85.000 millones. Todavía no se definió si habrá quita de capital.

El funcionario presentó, en un encuentro con periodistas del que participó BAE Negocios, los “Lineamientos para la sostenibilidad de la deuda”, un documento elaborado por su cartera que será la base para los próximos diez días de negociación en los que terminará de definirse la oferta final para la reestructuración de pasivos con acreedores privados por USD83.000 millones, USD68.842 millones en títulos bajo jurisdicción extranjera y el resto en bonos ley local.

Guzmán señaló que primero se buscará alcanzar un acuerdo con los tenedores de bonos ley extranjera por “una cuestión procesal” y luego se resolverá el canje de los títulos con jurisdicción argentina, a los que, aseguro, se les dará un tratamiento similar.

Respecto de la redefinición de los pasivos con el FMI por USD44.000 millones, explicó que la pandemia demorará los plazos ya que el organismo “suspendió temporariamente las consultas por el artículos IV”, una revisión de las cuentas nacionales que el Ejecutivo ya solicitó y que constituyo un paso previo a al nuevo programa con el Fondo que se busca acordar.

“Como se necesita que la deuda sea sostenible no sólo para nosotros sino también para el FMI, le prestamos mucha atención en el diseño de la oferta de canje al análisis de sostenibilidad que hizo la misión del Fondo”, afirmó Guzmán.

El 20 de marzo, el staff del organismo publicó un comunicado en el que consideró que, para que el país recupere la sustentabilidad, necesita una un “alivio” de entre USD55.000 millones y USD85.000 millones en diez años y que precisa un período de gracia sin pagos durante cinco años, entre otros aspectos.

Con todo, el ministró aclaró que “la oferta no tiene por qué ser exactamente igual” a la planteada por el FMI y recalcó que “hay múltiples combinaciones posibles que dan lugar a una solución sostenible”.

Entre los elementos a combinar, el documento presentado por Guzmán confirmó, aunque sin precisiones numéricas, que el Gobierno les planteará a los bonistas una reducción sustancial de los cupones de intereses y un período de gracia sustancial para retomar el crecimiento económico y acumular reservas antes de volver a pagar.

Además, señaló que "se consideran extensiones del vencimiento y/o posibles reducciones de los valores nominales de la deuda elegible con el objetivo de lograr un perfil de amortización con costos de refinanciación que permitan a la economía hacer frente a shocks adversos". Esto quiere decir que el Gobierno no confirmó ni descartó que la oferta final incluya una quita de capital, sino que eso se resolverá en el marco de las conversaciones.

Para tomar la resolución final sobre la oferta, el funcionario afirmó que están “mirando la información del mercado” respecto de la exit yield, es decir, la tasa a la que cotizarán los bonos que se emitan como parte del canje. “Esto nos da información de cuánto le va a costar a Argentina acceder al mercados de crédito a tasas que consideramos sostenibles”.

“Si el costo es bajo, alentará las expectativas de que la tasa convergerá a valores sostenibles en un período más breve. Esa interacción será importante para el diseño de la oferta”, agregó.

El documento presentado añade: “Cualquier exit yield de referencia excesivamente alto sugiere la necesidad de una combinación más fuerte de cupones más bajos, períodos de gracia más largos, mayores extensiones de vencimiento o reducciones en los valores nominales más importantes”.

Otra de las novedades es que el Gobierno analiza, en este caso como un estímulo a los acreedores para suscribir el acuerdo, “varias opciones de mecanismos de recuperación de valor contingentes” como, por ejemplo, “que los pagos de los cupones tengan una relación con la evolución del producto” en caso de darse un escenario económico mejor al previsto.

Se trata de un posible regreso de los cupones atados al PBI, que formaron parte de las reestructuraciones de 2005 y 2010. Sin embargo, Guzmán aclaró que no se trata de la única variante y que sólo se hará “si es algo valorado” por los acreedores.

Lo cierto es que el tramo final de la negociación se vio atravesado por la debacle de los mercados globales y el recrudecimiento de la crisis local y mundial por la expansión del coronavirus. Esto generó un derrumbe adicional para los bonos soberanos, que hoy cotizan con paridades de entre 25% y 30%.

Los analistas de mercado consideran que estos precios reflejan una mayor expectativa de default de parte de los acreedores. Sin embargo, Guzmán expresó que esto no puede tomarse como referencia para saber si habrá una aceptación alta o baja de la propuesta oficial. “Hay mucha heterogeneidad de expectativas”, aseguró.

Para avanzar en el canje de los títulos con jurisdicción extranjera, el Gobierno necesita conseguir la adhesión en promedio de los tenedores del 75% del monto a reestructurar, de acuerdo las cláusulas de acción colectiva que tienen estos bonos. La llave la tendrán los grandes fondos de inversión, que ostentan el grueso de los papeles.

Los tiempos apremian. El titular del Palacio de Hacienda dijo que en abril ya “hay vencimientos en dólares importantes” (se trata de unos USD800 millones) y en su anterior presentación ante los bonistas había adelantado que Argentina no tiene margen para pagar más deuda con reservas. Más en momentos en que los recursos se necesitan para implementar las políticas paliativas para los sectores más afectados por el parate generado por el aislamiento obligatorio. “Estamos trabajando con celeridad. Buscamos sacar una oferta bien rápido”, dijo.

Luego de pagar ayer intereses del bono Par por unos USD250 millones, consultado por los periodistas sobre si hará lo propio con el próximo vencimiento si aún continúa la renegociación, respondió que “esas decisiones se comunican por escrito”.

Más notas de

Juan Strasnoy Peyre

Por la brecha, se desplomó 65% el superávit comercial y complica el frente cambiario

Por la brecha, se desplomó 65% el superávit comercial y complica el frente cambiario

Sangría de reservas: afloja el ritmo pero no se detiene

Telam, Buenos Aires, 15 de septiembre de 2020: El presidente del Banco Central, Miguel Pesce, anunció esta tarde que la compra de dólar ahorro tendrá a partir de mañana un recargo del 35% en concepto de retención del impuesto a las Ganancias y que las operaciones con tarjetas de crédito que se realicen en el exterior también serán computadas dentro del cupo de los 200 dólares mensuales.Foto: Raúl Ferrari/cf/Telam

Subasta de deuda en pesos: Guzmán juntó más de lo que buscaba y acumula financiamiento neto por $40.000 M en noviembre

Guzmán acumula financiamiento neto por $40.000 M en noviembre

El Banco Central liberó el cepo cambiario para empresas petroleras que inviertan en el Plan Gas

Telam, Buenos Aires, 15 de septiembre de 2020: El presidente del Banco Central, Miguel Pesce, anunció esta tarde que la compra de dólar ahorro tendrá a partir de mañana un recargo del 35% en concepto de retención del impuesto a las Ganancias y que las operaciones con tarjetas de crédito que se realicen en el exterior también serán computadas dentro del cupo de los 200 dólares mensuales.Foto: Raúl Ferrari/cf/Telam

Guzmán pone a prueba su estrategia: sale a colocar $180.000 millones de deuda en pesos

Guzmán pone a prueba su estrategia y coloca nueva deuda en pesos

El impuesto a las grandes fortunas ayudará al Gobierno a llevar el déficit fiscal de 2021 abajo del 4,5%

Martín Guzmán negocia con el FMI el sendero fiscal plurianual

Las empresas, a la Bolsa: el Gobierno lanzó un plan para fomentar el desarrollo del mercado local de acciones

El plan del Gobierno para que las empresas coticen en la Bolsa

Una carta que desnuda tensiones internas y fragilidades heredadas

Una carta que desnuda tensiones internas y fragilidades heredadas

Con foco en las metas plurianuales, continuará la negociación con el FMI en formato virtual

Con foco en las metas plurianuales, continuará la negociación con el FMI

Plazos fijos: por la aceleración de la inflación, el Banco Central subió la tasa

Telam, Buenos Aires, 15 de septiembre de 2020: El presidente del Banco Central, Miguel Pesce, anunció esta tarde que la compra de dólar ahorro tendrá a partir de mañana un recargo del 35% en concepto de retención del impuesto a las Ganancias y que las operaciones con tarjetas de crédito que se realicen en el exterior también serán computadas dentro del cupo de los 200 dólares mensuales.Foto: Raúl Ferrari/cf/Telam