Mientras se acercan las posiciones entre el Gobierno y los bonistas por el canje de deuda, dos grupos de tenedores de títulos argentinos salieron hoy a defender su contrapropuesta, que difundirán en las próximas horas después de que el ministerio de Economía hiciera lo propio ayer por la noche.

Se trata del Ad Hoc Argentina Bondholder Group y el Exchange Bondholder Group, que en un comunicado conjunto plantearon que el cupón promedio de su contraoferta es del 4,25%, “una tasa que actualmente solo se reserva para los (bonos) soberanos de más alto grado de inversión en América Latina”, según consignó la agencia Reuters.

Al mismo tiempo, resaltaron que el recorte en los intereses planteado es del 32% y un período de gracia en vencimiento de capital hasta 2025.

En los últimos días, los grandes fondos de inversión comenzaron a aflojar sus posturas más duras y se da por descontado que se extenderá el plazo de la negociación para llegar a un acuerdo, tras haber entrado en default técnico hace una semana por no pagar intereses por más de USD500 millones de títulos emitidos bajo el gobierno de Mauricio Macri.

En ese sentido, ayer a última hora la cartera conducida por Martín Guzmán informó que había habido una mejora de la propuesta por parte de los tenedores con un alivio de USD36.000 millones, pero aún así la consideró “insuficiente”.

También dio a conocer una mejora en la oferta oficial que incluyó menor período de gracia y de quita de capital para algunos títulos, cupones levemente más altos, y un bono atado al crecimiento del país, entre otras modificaciones que permitieron subir el valor presente neto (VPN) de los nuevos títulos en torno a unos cinco dólares, más cerca de los USD40, de acuerdo a datos del mercado.