Uno de los grandes daños que está dejando la pandemia del coronavirus es la disparada de la informalidad laboral en las pymes industriales y comerciales de la Argentina. Esto se produce por el trabajo "a persianas bajas" o por problemáticas como el pago en efectivo ante la cantidad de cheques rechazados por los bancos.

De acuerdo con un amplio relevamiento efectuado por BAE Negocios, el presidente de IPA, Daniel Rosato, señaló que "la informalidad se da por la falta de competitividad ante la rotura de la cadena de pagos". "Hay empresas que no quieren cheques, y pymes que no pueden operar, trabajan con efectivo, se pasan a la informalidad".

Por su parte, tanto Miguel Di Betta como Gerardo Di Cosco, presidente y directivo de la cámara FAIPA (sector panaderías), coincidieron en que "la informalidad se suma a la caída de ventas del 30 a 50%. Tenemos cada vez más comercios ilegales, nadie hace nada".

Di Cosco agregó: "Te empuja a pensar qué hacer, seguir o qué, porque se profundiza el problema. Los ATP llegaron a 15 ó 20% de las panaderías... cuesta pagar los salarios de los trabajadores sin ser sujetos de los ATP y cuando las deudas se siguen generando, no accedemos a créditos...".

"La mayor parte de la informalidad se debe a la supervivencia. La cantidad de trabas, sea impuestos, contrataciones, reglamentaciones de varias índoles, crea un espacio que al no poder acceder, se hace lo que se puede. Dejando de lado los millonarios que no pagan cargas sociales de sus empresas o de su personal doméstico, que es otra cosa", dice Raúl Zylbersztein, empresario marroquinero y secretario general de la CGERA. "Cuando las dificultades suben, el instinto de supervivencia hace que se continúe generando el sustento como se pueda", sumó.

Por su parte, Horacio Moschetto, empresario y directivo del calzado afirmó: "La informalidad nos preocupa desde antes, y ahora también; a principios de año nos reunimos con Afip para luchar en contra de la informalidad, tienen muchas ventajas con las empresas que estén al día, mucha diferencia de costos". Para la empresaria metalúgica, Rita Cosentino, "la dificultad con la cadena de pagos, la gran cantidad de cheques rechazados, las trabas bancarias han complicado a las pymes para su funcionamiento. Además, el ATP llegó a muchas y a muchas no, cuando las ventas bajaron 50%". 

Finalmente, Guillermo Siro, presidente de la Confederación Económica de la provincia de Buenos Aires (Cepba) recordó que hay que "recuperar la cadena de pagos a través de los bancos como el Bapro, mientras las empresas de servicios no leen medidores y nos mandan facturas". "Urge un sistema de recuperación de cheques para volver a presentarlos, el banco no ayuda...".

Más notas de

Francisco Martirena

Venta de autos estancada y con aumentos en julio

Concesionarias, con regular actividad

Importadores de autos "digieren" restricciones del BCRA

Autopartistas advierten los riesgos

Precios Cuidados: Gobierno pone tope de 9% hasta octubre

Góndolas, cada vez más inaccesibles

Mercosur firmará acuerdo comercial con Singapur y apunta al Sudeste Asiático

Alberto cerrará la cumbre del Mercosur

Precios Cuidados: discusión "caliente" por nivel de aumento

Se renueva Precios Cuidados con aumentos

Daniel Scioli, a las automotrices: prioridad "1" para importar insumos y energía

Buscan aumentar exportaciones en la región

La construcción no para: creció en mayo y demanda mucho empleo

La construcción marcha sólidamente

Supermercados, contra industriales por supuestas irregularidades

Disputas empresarias que no cesan

Inflación desatada: citan a laboratorios por precios

Laboratorios deberán responder por los precios

La UIA, preocupada por aranceles bajos en Brasil

La UIA mira de reojo a Brasil