En medio de la pulseada entre la Argentina y los acreedores por el canje de la deuda, el Fondo Monetario Internacional ( FMI) volvió a respaldar al país en la negociación. El vocero del organismo, Gerry Rice, aseguró este jueves que espera que el país "pueda alcanzar un pronto acuerdo para abrir un sendero sostenible para la economía argentina en el futuro”.

Durante una conferencia de prensa virtual, Rice expresó que la entidad "no quiere especular con el resultado de las negociaciones entre el país y los acreedores”, aunque remarcó que desde la entidad crediticia “están animados por la voluntad de ambos lados de continuar con alcanzar un acuerdo”.

“Creemos que un acuerdo puede ser alcanzado, que lleve al país a un sendero de crecimiento sustentable”, enfaitzó el representante del Fondo, mientras subrayó que la entidad "no interfiere" en las negociaciones. 

El vocero del FMI, Gerry Rice, aseguró que desde la entidad "estan animados por la voluntad de ambos lados de continuar con alcanzar un acuerdo”.
 

En tanto, si bien la fecha límite podría ser nuevamente extendida, según adelantó esta semana el ministro de Economia, Martín Guzmán, el vocero del organismo conducido por Kristalina Georguieva, calificó a las las negociaciones como "un tema bilateral”, mientras que al ser consultado por el estado de la relación entre la Argentina y el Fondo, y la gestión de un nuevo programa, Rice negó la posibilidad de un reciente diseño.

“Hasta ahora, no comenzamos ninguna negociación para ningún acuerdo con la Argentina”, precisó, para luego agregar que "el pedido argentino, fue primero la realización de una consulta bajo el marco del artículo IV, que implica el monitoreo de variables macroeconómicas de los países miembro".


El vocero del Fondo se refirió además a la crisis internacional en el marco de la pandemia de coronavirus, y precisó que el Fondo asistió ya con el nuevo programa de financiamiento de emergencia a 59 de 102 países que solicitaron este nuevo instrumento financiero de la entidad, creado para contrarrestar el impacto económico y sanitario de la Covid-19 en las economias.

“Se trata de asistencia, diferente de los créditos tradicionales, sin condicionamientos ni revisiones”, aclaró. Rice subrayó que la entidad está "comprometida en apoyar a países que afrontan una crisis de deuda insostenible", y promueve el alivio de la deuda, en especial en paśies más pobres.

Mientras tanto, la mesa de negociación continúa dando signos positivos. Este miércoles, el mayor administrador de fondos del mundo, Blackrock,  les propuso a sus aliados revisar su contraoferta y acercarla a los USD50/55. El Gobierno anunciará en las próximas horas la extensión de la negociación.