El Indec publicará hoy, a las 16, el Estimador Mensual de Actividad Económica (Emae) de abril, informe que competirá con marzo del 2002 por el récord histórico del mes con mayor caída de la actividad. En aquel entonces, en plena megadevaluación de salida de la convertibilidad, la contracción interanual fue de 16,7%. Hoy se espera que la baja esté en torno al 20%.

Además, los analistas esperan que la caída ronde las dos cifras también en la variación desestacionalizada y que se acumule un deterioro en marzo-abril que supere al 20% del PBI. Y es que, en marzo, la contracción contra febrero fue de 9,8%. Para la consultora Eco Go la merma respecto a marzo fue de 12,8%. Para las mediciones del Índice General de Actividad, de Orlando Ferreres y Asociados, fue de 9%. Al acumular las caídas, en ambos casos, la pérdida de la actividad rondaría el 20%. 

Los datos avanzados de abril mostraron una dinámica desastrosa, explicada por el hecho de que a lo largo de todo el mes el aislamiento obligatorio operó en su versión más rígida. Así, la producción automotriz cayó 100%, con cero autos fabricados, según Adefa; mismo desempeño tuvieron las estadías en hoteles y las ventas de propiedades en CABA y PBA.

La construcción se contrajo 75,6%, según el Indec; la industria bajó su producción 33,5%, también según el Indec, mientras que la utilización de la capacidad instalada fue de apenas 42%.

Las ventas en los shoppings cayeron 98,6% real, tal como marcaron los datos oficiales; en los supermercados se mantuvieron estancadas en 0,2%, tras el rebote generado por el sobrestockeo de los hogares en marzo; el consumo según CAME, 57,6%; la recaudación de impuestos relacionada con la actividad bajó 31,6%; las contribuciones a la seguridad social, 28%.

La siderurgia produjo 72,8% menos; las importaciones cayeron 30,1%, según el Indec; el empleo registrado, según la Encuesta de Indicadores Laborales del Ministerio de Trabajo, se contrajo 3,1%.

Todo indicaba que la brutal caída de abril, de la que dará cuenta hoy el Emae del Indec, iba a ser el piso del desplome. Mayo, si bien mostró datos muy malos, comenzó a dar cuenta de una desaceleración en la caída, e incluso de un rebote en ciertos sectores, con indicadores que mostraban el deterioro interanual pero una mejora respecto al inempeorable abril.

La vuelta atrás en la rigurosidad de la cuarentena, que a partir de hoy retomó en buena parte restricciones similares a las de abril, pone en cuestión esa última proyección y la pregunta acerca de cuál será el piso de la caída volvió a ganar relevancia.

Así, para las consultoras, la contracción del PBI será, en forma ya casi unánime, superior al 10%, incluso en los escenario optimistas. En los pesimistas, no se conoce el techo ya que todo dependerá de cuándo la pandemia permita dejar atrás el aislamiento obligatorio. Teniendo en cuenta esa incertidumbre, las consultoras prevén: baja de 13%, según Consultora Ledesma y Eco Go; de 12% según Econviews y Fernando Marull y Asociados; de 11,5%, según Seido; de 11% según Grupo SBS, Cerx, Ecolatina y LCG.

Un informe publicado ayer por Invecq sostuvo: “El FMI publicó sus nuevas proyecciones sobre el impacto del Coronavirus en el ritmo de crecimiento internacional. Mientras agravó la caída mundial del 3% al 4,9%, llevó la recesión proyectada para la Argentina hasta el 9,9%. Esas cifras, sin embargo, ya lucen desactualizadas. En nuestras proyecciones de fines de abril señalábamos que la economía argentina sufriría una recesión algo superior al 10%. Dada la prolongación de las medidas de aislamiento junto a la demora en la renegociación de la deuda, y el carácter que está tomando el gobierno en relación al sector privado y las señales hacia la inversión, las perspectivas de caída ya se encuentran más cercanas al 15% que al 10% que veíamos hace dos meses”.

Y agregó: “Un factor fundamental que no debería quedar fuera del análisis a la hora de comparar a la Argentina con cualquier otro país del mundo tiene que ver con el estado de la macroeconomía al momento de ser impactada por la pandemia. En primer lugar, la economía había entrado en recesión como consecuencia del sudden stop a principios del año 2018”.

Más notas de

Mariano Cuparo Ortiz

Sin bonos y con menos subsidios energéticos, el déficit cayó en julio

Sin bonos y con menos subsidios energéticos, el déficit cayó en julio

El BCRA subió fuerte la tasa y en agosto ya competirá contra la inflación

El BCRA subió fuerte la tasa y en agosto ya competirá contra la inflación

Finanzas capturó pesos pero subió la tasa por encima del 100%

Finanzas capturó pesos pero subió la tasa por encima del 100%

Con un vencimiento menor gracias al canje, el Tesoro saldrá a buscar pesos

La Secretaría de Finanzas buscará, al menos, $90.000 millones

Tesoro devolvió $10.000 M al BCRA, pero la emisión por Leliq se disparó

Tesoro devolvió $10.000 M al BCRA, pero la emisión por Leliq se disparó

El gasto energético frenó en julio y los anuncios de Massa ahorran 0,3% del PBI

El gasto energético frenó en julio y los anuncios de Massa ahorran 0,3% del PBI

Por paritarias, los salarios registrados cerraron el semestre con leve alza

Por paritarias, los salarios registrados cerraron el semestre con leve alza

El BCRA subió fuerte la tasa y la acercó al IPC, pero aún es negativa

Los plazos fijos ofrecen 5,1% en agosto

Tesoro subió tasa al 90% y logró una renovación extraordinaria

Tesoro subió tasa al 90% y logró una renovación extraordinaria

El Tesoro sube la tasa y le da margen al BCRA para aumentar la de plazos fijos

El BCRA tiene nuevo margen para aumentar la tasa de los plazos fijos