El déficit operativo de la Anses volvió a agrandarse el año pasado, al alcanzar el equivalente al 3,1% del PBI, el mayor de los últimos 20 años, estimó en un informe el IERAL, de la Fundación Mediterránea. Se trata del rojo que surge de restar el gasto del organismo previsional a sus ingresos "genuinos", determinados por los aportes de los trabajadores registrados, a los que se añaden otros tributos como el impuesto al cheque para cubrir ese bache.

El IERAL advirtió que esta diferencia se redujo paulatinamente desde el 2000 al 2010 a pesar de las moratorias implementadas durante esos años, pero a partir de 2011 comenzó a agrandarse, en un proceso que se agudizó desde la llegada de Cambiemos al poder.

Es que al margen de la incorporación de 3,6 millones de personas que no contaban con los años de aporte necesarios para retirarse -lo cual llevó a la duplicación del número de jubilados-, la rebaja en los aportes patronales, la destrucción del empleo formal y el aumento de la precarización, sumado a la devolución del 15% de coparticipación que se detraía a las provincias llevaron al organismo previsional a una situación de fragilidad. De ahí el paquete de emergencia que aprobó el Gobierno para congelar la movilidad y subir impuestos que irán a parar a la Anses.

"Esta situación se pone en evidencia al advertir que el sistema cuenta con sólo 1,4 aportantes por cada beneficio previsional conferidos", evaluó el IERAL. Es la menor proporción desde 1995 y la que se observa desde 2016.

Otro de los intentos del macrismo por hacer frente a este agujero fiscal fue el cambio de la fórmula para ajustar los haberes a fines de 2017, que implicó una poda promedio del 20% en el poder adquisitivo de los jubilados. En ese sentido, el informe puntualiza que de los ocho aumentos trimestrales otorgados desde ese entonces (anteriormente era semestral), sólo en una ocasión le ganó a la inflación de los tres meses previos, en junio de este año.

El instituto proyecta un empate en marzo y una suba real a mitad de 2020 con la fórmula suspendida, siempre y cuando haya un escenario de inflación descendente en torno al 35% anual. Así, las jubilaciones podrían haber finalizado 2020 con una mejora del 6,4%.

"Lo más probable es que se elija una situación en la que la mayoría de los jubilados no pierden contra la inflación durante 2020 o contra lo que hubieran sido el ajuste por la anterior movilidad, mientras que una minoría pierde contra la movilidad anterior e inclusive versus la inflación, pero que en la suma total del gasto previsional, su peso sobre el PBI caiga en 2020", pronosticó el IERAL.

Más notas de

Ignacio Ostera

Pese al único oferente, Suárez avanza con la licitación de Portezuelo del Viento

Los funcionarios provinciales en la apertura de sobres

El empleo en la construcción no se estabiliza y volvió a caer 1,5%

El sector atraviesa una realidad heterogénea

El aporte extraordinario gravará los depósitos y recaudará $300.000 M

El aporte extraordinario gravará los depósitos y recaudará $300.000 M

El Gobierno acordó con Eurnekian la rescisión de dos contratos PPP

El director de Vialidad, Gustavo Arrieta, tomará el control de las rutas

Los vencimientos de deuda que deben afrontar las empresas hasta marzo

Los vencimientos de deuda que deben afrontar las empresas hasta marzo

Mendoza logró reestructurar un bono por USD530 M

El ministro de Hacienda provincial, Lisandro Nieri, llevó adelante las negociaciones

Por los tarifazos, las ganancias de las eléctricas bonaerenses treparon hasta 10.000%

Kicillof al acordar con Pagano el congelamiento de la luz hasta fin de año

Eximir a los jueces de Ganancias le costará al fisco más que el IVA reducido al pan

Los magistrados que ingresaron desde 2017 están alcanzados por el gravamen

Por los nuevos controles, se estira la negociación de la deudas provinciales

El neuquino Gutiérrez dio plazo hasta este viernes para adherir al canje

El Gobierno postergará el pago de Letras con el Central por USD10.000 M

La autoridad monetaria deberá esperar para cobrar su deuda de hace diez años