El barril de crudo Brent, tomado como referencia por la Argentina, bajó ayer 3,67%, hasta USD56,30, por el temor a la expansión del coronavirus. El precio del barril para entrega en abril se desplomó al ritmo de las malas noticias que llegaban desde Italia, donde se produjo una fuerte escalada de contagios del virus y al menos siete muertes.

También influyó en la caída de los mercados la advertencia de la Organización Mundial de la Salud sobre una posible pandemia de la enfermedad. El crudo del mar del Norte, de referencia en Europa, concluyó la jornada en el International Exchange Futures con un descenso de USD2,15 respecto de la negociación el pasado viernes, cuando cerró en USD58,45.