El uso de maquinarias industriales tuvo el mejor marzo de los últimos seis años. Fue de 67,1% de la capacidad instalada, el nivel más alto de toda la serie histórica, que arrancó en 2016. Aunque la actividad sectorial mostró algún tropezón durante el primer trimestre, la recuperación previa la dejó en un nivel que todavía es relativamente alto, aunque en las fábricas hay preocupación por cómo continuará la dinámica en los próximos meses.  

El dato fue publicado por el Indec a través del informe de Utilización de la Capacidad Instalada en la Industria (UCII), correspondiente a marzo. La mejora respecto al mismo mes del 2021 fue de 2,6 puntos. Pero, además, pese a que en el medio hubo una pandemia que golpeó de lleno a la actividad del sector, hubo un salto de 8,3 puntos respecto a los niveles del mismo mes del 2019, el último de Cambiemos en el gobierno. Y hasta logró superar el 66,8% de 2018, el pico histórico anterior, justo antes de que comenzaran las devaluaciones y unos meses después del triunfo electoral oficialista en las legislativas de 2017, con impulso keynesiano vía obra pública incluido.

El 2022 arrancó complicado para el sector industrial. Lo destacó la UIA luego de su clásica reunión de Junta Directiva mensual: "El Centro de Estudios presentó adelantos de los datos relevados durante el primer trimestre del año. La información preliminar muestra una desaceleración en el ritmo del crecimiento de la actividad en los primeros tres meses del año, que se explica en parte por el impacto de la tercera ola durante enero. Además, se abordaron las perspectivas para 2022, donde se analizó el impacto de los contextos internacional y macroeconómico en el sector". 

Desde la central fabril remarcaron que los números de actividad industrial de su centro de estudios no mostrarán una caída muy importante durante el primer trimestre, en comparación con el cierre del 2021. Serán números parecidos. Para el Indec, la caída promedio del primer trimestre respecto al cuarto del año pasado fue de 1,9% (y en marzo la actividad estuvo 3,6% por debajo de diciembre). 

Pero lo que acentúan desde la UIA, más alla de que su versión de esos números no será mucho más grave una vez que publiquen su informe de actividad industrial este jueves, es que la preocupación está puesta en lo que sucederá en los próximos meses. La inflación local, los factores externos como la situación financiera global, con suba de tasas en la FED, el impacto de la guerra y los precios internacionales, son algunas de esas preocupaciones. En el Gobierno, en cambio, ya venían proyectando complicaciones en el primer trimestre pero son optimistas para lo que viene y siguen proyectando un crecimiento sectorial de 5% o 6% en 2022.

Más notas de

Mariano Cuparo Ortiz

El escenario macro que le espera a la nueva ministra Silvina Batakis

El escenario macro que le espera a la nueva ministra

El PBI se mantuvo virtualmente estancado en lo que va del año

En abril hubo un repunte de 0,6%

La crisis financiera empeoró las condiciones del endeudamiento

La crisis financiera empeoró las condiciones del endeudamiento

La meta monetaria se define con la licitación del Tesoro de este martes

La meta monetaria se define con la licitación del Tesoro de este martes

El Tesoro logró un buen canje y alivió un 60% el vencimiento de fin de mes

El Tesoro ofreció tasas moderadas e intervino el BCRA

El déficit fiscal se disparó con fuerza en mayo

El déficit fiscal se disparó con fuerza en mayo

El BCRA sufre el drenaje de reservas netas en junio

El BCRA sufre el drenaje de reservas netas en junio

El rojo primario rondó el 0,3% del PBI durante mayo

El rojo primario rondó el 0,3% del PBI durante mayo

La tasa de los plazos fijos redondeará un semestre de puras caídas reales

La tasa de los plazos fijos redondeará un semestre de puras caídas reales

El BCRA le volvió a enviar dinero al Tesoro para financiar gasto

El BCRA le volvió a enviar dinero al Tesoro para financiar gasto