El ex ministro de Finanzas de Grecia Yanis Varoufakis dijo que el Fondo Monetario Internacional se ha transformado en “el alguacil de las oligarquías de todo el mundo” e hizo un llamado público a diseñar “un plan global” que sustituya al sistema actual “tóxico” que encabeza el FMI por uno que contribuya “a mejorar la estabilidad financiera de los países”.

“Ya no es suficiente con resistir, decir no, arremeter contra el FMI. Es hora de que tengamos un plan global, un plan progresivo que sustituya al sistema que ha convertido al FMI, en el alguacil de la oligarquía en todo el mundo”, señaló Varoufakis,  miembro de la IP y secretario General del Frente Europeo de Desobediencia Realista.

Varoufakis formuló estas declaraciones en el marco del lanzamiento de una investigación global sobre el accionar del FMI, que llevan adelante 12 especialistas de la Internacional Progresista de Africa, América, Asia y Europa.

Varoufakis, cuando era ministro, con la entonces titular del FMI, Christine Lagarde 

La ex diputada y economista Fernanda Vallejos, quien participa del Foro,  hizo un racconto de las consecuencias socioeconómicas que acarrea  el préstamo por USD44.500 millones, “el más grande de la historia del FMI”, que adquirió en 2018 el expresidente de derecha, Mauricio Macri,

En este sentido, Vallejos alertó con preocupación que: “es esperable que cuando haya que devolver el nuevo préstamo en 2026 no se disponga de las divisas necesarias porque la deuda es sencillamente impagable”.

También indicó que el caso de Ucrania muestra la contradicción de Estados Unidos que, mientras se muestra públicamente contrariado por el conflicto con Rusia, le vende millones de dólares en armamento a Kiev y le exige al pueblo que continúe pagando la deuda externa en el medio de un panorama desgarrador y de una crisis humanitaria sin parangón.

Quiénes participan de la Internacional Progresista contra el FMI 

En la presentación virtual coordinada desde Washington DC también expusieron  Andrés Arauz, ex candidato a presidente de Ecuador, Fernanda Vallejos (Argentina), diputada (m/c) y economista de Proyecto Económico, Karina Patricio (Brasil), investigadora de la Universidad británica de Leeds, Inglaterra, Jayati Ghosh (India), catedrática de Economía en la Universidad de Jawaharlal Nehru en Nueva Delhi y  Francisco Verbic (Argentina), investigador y fundador del Estudio FV&A / Abogados.

También participaron Akmal Hussain (Pakistán), economista y decano de la Facultad de Humanidades y Ciencias Sociales de la Univesidad de Tecnología de la Información en Lahore, Luci Cavallero (Argentina), licenciada en sociología e investigadora de la Universidad de Buenos Aires, Martín Ogindo, de la Coalición por las Reformas y la Democracia de Kenia. También departieron Juan Pablo Bohoslavsky (Argentina), investigador del CONICET- Universidad Nacional de Río Negro, Anyang Nyong´o (Kenia), actual gobernador del condado de Kisumu y Jesús “Chuy” García, miembro de la Cámara de Representantes de Estados Unidos.

En sintonía con los dichos de Varoufakis, “Chuy” García, integrante de la Comisión de Servicios Financieros de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, dijo que se necesita  “un nuevo modelo para acabar con la pandemia, para hacer frente a la crisis climática, acabar con la pobreza y la desesperanza”. 

A su turno, Patricio resaltó que “el FMI opera para mantener una carta de ajuste a jurisdicciones con problemas de balanza de pagos a través de sus políticas de condicionalidades que suelen ser altamente recesivas y producen efectos de concentración de riqueza, producto de los ajustes que impone a los países más vulnerables del planeta, normalmente a los países del sur global”.

Arauz, por su parte, propuso que “los Derechos Especiales de Giro (DEG) del Fondo Monetario Internacional “se utilicen para encarar el hambre y la pobreza” y agregó: “No faltan recursos monetarios. Los DEGs forma parte de una potestad política de los 190 miembros que integran la junta de gobernadores y lo deciden políticamente”.