Los alimentos fueron el principal impulsor el fuerte salto de la inflación en marzo en pleno aumento de los precios internacionales de los commodities y en este contexto el Gobierno analiza "subir retenciones" o "encajes" a las exportaciones para "cuidar el mercado interno".

Así lo aseguró la secretaria de Comercio Interior, Paula Español, quien argumentó que "todos" los valores internacionales "volaron" y están "presionando los precios" locales. "Tenemos que tomar determinadas medidas para impulsar la administración de las exportaciones pero hacerlo teniendo en cuenta cuánto se pagan los alimentos en Argentina. Sean retenciones o encajes. Pero no podemos hacer nada", advirtió en declaraciones radiales.

El Indec dio a conocer una suba del 4,8% en el IPC de marzo este jueves. La mitad de la suba se explica por el rubro Alimentos y bebidas, que creció un 4,6%, casi 1 punto por encima del 3,8% del mes anterior. Una cifra que anticipa nuevos incrementos en los índices de pobreza.

"En un año el aceite subió en dólares un 130%", ejemplificó la funcionaria y ratificó que "no se van a prohibir ni limitar exportaciones siempre que se pueda tener un buen mercado interno".

Carne: Troceo para cuidar los precios

 

 

El Gobierno extendió hasta fines de abril el acuerdo de carne vacuna a precios populares mientras continúa en conversaciones con las cámaras frigoríficas. A la par, estableció el troceo para la comercialización del producto como parte de las medidas para contener los precios de los alimentos que lanzó ayer tras conocerse el índice de inflación.

Según Español, "lo que va a permitir el troceo es que se distribuya mejor, entonces en vez de que vaya la media res, se dirijan a aquellos cortes donde hay más demanda dentro del mercado interno".

"Hay una resolución conjunta de Ministerio de Trabajo, de Agricultura y de Desarrollo productivo para que, a lo largo de 2 meses con el financiamiento que se requiera, poder implementarlo. Al mismo tiempo hay que tener una política muy clara de cuidar el precio de la carne en Argentina dentro de la canasta", explicó en declaraciones a Urbana Play.

La funcionara remarcó que la diferencia está en "el precio con el que llega a la mesa de los argentinos". "El corte es el mismo, la diferencia es donde se corta", indicó.

Entre las políticas lanzadas, también se establecieron mayores requisitos para la exportación de carne vacuna y un nuevo registro de exportación. "Tenemos que controlar para mejorar la exportación, hacerla más transparente. Tener mejores precios de referencia para que no se subfacturen las exportaciones", señaló.