La UIA publicó su informe de Indicadores Laborales de la Industria y mostró que el sector perdió 38.700 puestos de trabajo en marzo, al comparar con el mismo mes del 2019. Una baja de 3,4% interanual. Esa caída tuvo un complicado ritmo mensual ya que, en comparación con febrero, la pérdida fue de 4.634 trabajadores, una contracción de 0,4%, sin estacionalidad. La industria fue la segunda rama con caídas más altas, detrás de la construcción.

El informe reseñó: "Esta merma significó una reversión en la atenuación de la caída que se venía presentando a principios de año. Cabe esperar caídas mayores para abril".

Y además destacó: "Los acuerdos de suspensiones alcanzados en el marco del artículo 223 bis fueron un importante alivio para hacer frente a la caída de la demanda y sostener el empleo. Así, la Encuesta de Indicadores Laborales (EIL) presentó que el 14% de las empresas relevadas aplicó suspensiones en abril, el nivel más alto de la serie".