Se espera que la inflación termine el año por debajo de los niveles del 2019, pero aun así su dinámica es extraordinariamente alta. Con el incremento de 4,1% registrado durante abril, el IPC Nacional sostuvo un promedio de 4% en el último semestre. Los precios internacionales de los commodities, sin alza de las retenciones; las repetidas subas en los combustibles; los incrementos en las prepagas; y los desbocados aumentos del sector textil, protegido de las importaciones; explican la dinámica. El año terminará con una inflación de al menos 45%.

En los cuatro meses que lleva el 2021, los sectores que más le agregaron a la inflación fueron los alimentos y bebidas, en primer lugar; las prendas de vestir y calzados, en segundo; el transporte en tercero; los restaurantes y hoteles, en cuarto; y la salud, en quinto. Entre esas cinco divisiones causaron 12 puntos de los 17,6% de inflación acumulada en el primer cuatrimestre del año.

Más allá de que la inflación núcleo fue la que más aumentó a lo largo del primer cuatrimestre, con una suba de 18,2%, arriba del promedio, en cuatro de esas divisiones hay potenciales falencias de regulación oficial y no ayudan a una mayor desaceleración. En Alimentos y bebidas hay impacto del precio internacional de los commodities, que podría moderarse con una suba en las retenciones.

Prendas de vestir y calzados se trata de un sector protegido de las importaciones, que viene liderando las subas de precios desde que la economía comenzó a reactivarse. 

Desde ACM dijeron: "Los rubros con mayor aumento en abril fueron encabezados por el rubro Prendas de vestir y calzado, el cual presenta un componente estacional , como también por el efecto compuesto por la relativa recuperación de los ingresos durante el primer trimestre y el mayor poder de mercado que trae consigo las restricciones a la importación de indumentaria".
 

En Transporte, los grandes protagonistas son los incrementos de combustibles, junto con las tarifas del transporte público. En abril hubo uno de 5% y hay otro en mayo. A eso se le sumarán las subas en las tarifas de electricidad, que ocurren en varias provincias del país. Por último, en salud las grandes protagonistas son las alzas autorizadas a las prepagas.

Al respecto, el economista jefe del Centro de Estudios Económicos y Sociales Scalabrini Ortiz (CESO), Nicolás Pertierra, dijo a BAE Negocios: “Cierta inacción hubo, aunque igual de a poco se va modificando. Creo que hay una falta de ordenamiento político institucional, no se soluciona metiéndose en cada mercado. Aunque hay cuestiones puntuales en las que debería haber alguna respuesta. Hubo recomposición de ganancias, sin duda, y también unos pocos proveedores se pararon sobre insumos clave importados, para especular”.

LCG

Y agregó: “La cuestión del transporte también y se va a mantener. En mayo hay otro que aumento de combustibles que hace que la inflación no baje tanto. Los regulados tienen que ir aflojando tanto en las naftas, como las prepagas, como las tarifas, que si bien la discusión pública se centra en Edenor y Edesur, es en todo el pais. Santa Fe aumenta al 30%, Tucumán al 30%; hay muchas provincias que aumentaron astante”.

Desde ACM destacaron: “La suba de los precios de los commodities, combinada con aumentos en los costos, por los combustibles, y excedentes de liquidez producto de la emisión monetaria, llevan a que los alimentos lleven meses consecutivos de subas considerables. Dicha suba vendría explicada por la dinámica de los precios internacionales producto de la liquidez internacional y la menor producción en el hemisferio norte”.

Y también afirmaron: “Para los próximos meses esperamos que la inflación se mantenga por encima del 3%, producto de la inercia inflacionaria y la abundante liquidez del sector privado. Sumado a esto, en mayo estan estipuladas subas en las tarifas electricidad y gas, en las prepagas (del 5,5%), combustibles, telecomunicaciones y remuneración de las empleadas domésticas. Dicha conjunción de factores podría verse mermada por la desaceleración del ritmo devaluatorio y la normalización de los agregados monetarios en términos reales”.

En ese mismo sentido, desde Ecolatina proyectaron una inflación de 45% para el 2021. Aunque afirmaron que no será tan fácil de lograr, un segundo semestre sin tarifazos ni subas significativas del dólar, junto con otra caída del salario, ayudarán: “Desde Ecolatina proyectamos que la inflación rondará 45% en 2021. Para que esto se cumpla, la suba de precios debería promediar 2,7% entre mayo y diciembre, un valor difícil de alcanzar con este arranque, pero no imposible considerando que el dólar oficial seguiría planchado y en modo electoral, a la vez que ni las tarifas de servicios públicos ni los salarios crecerían sustancialmente este año”.

Más notas de

Mariano Cuparo Ortiz

La UIA destacó el cambio de tendencia en el empleo industrial

El empleo en la industria perdió 165.400 puestos entre marzo del 2013 y el mismo mes del 2021

Por dólar, commodities y salarios, desaceleraron los costos

Por dólar, commodities y salarios, desaceleraron los costos

¿Cómo sigue la dinámica inflacionaria y su impacto en salarios?

¿Cómo sigue la dinámica inflacionaria y su impacto en salarios?

Presionaron los regulados: la inflación fue de 3,3%

Los precios de los alimentos aflojaron bastante durante mayo

En plena segunda ola, la industria usa más maquinarias que en 2019

En plena segunda ola, la industria usa más maquinarias que en 2019

Los préstamos caen por la reactivación y las pyme reclaman

Los préstamos caen por la reactivación y las pyme reclaman

Otro mes de déficit moderado, por el ajuste en jubilaciones

Otro mes de déficit moderado, por el ajuste en jubilaciones

Privados ven suba del PBI pero el Gobierno espera una caída

Privados ven suba del PBI pero el Gobierno espera una caída

Los bancos se lanzaron a las letras del Tesoro

Los bancos se lanzaron a las letras del Tesoro

La industria sorprendió pero hay alerta por la construcción

La industria sorprendió pero hay alerta por la construcción