Claudio Lutzky es abogado y especialista en cambio climático. "El problema de fondo es más cultural que jurídico. Hemos olvidado que la Naturaleza es un sistema con sus propias reglas, y la manipulamos como si fuese una máquina. Pero si interactuamos bien con sus dinámicas, hay cosas que podemos modificar, y cambiar las consecuencias", dice.

En una entrevista con BAE Negocios aborda los desafíos de la producción sustentable, las desigualdades de control regulatorio en los países desarrollados y en países de PBI medio-bajo y la necesidad de que la salida a la crisis económica postpandemia sea "sustentable". Es parte de los temas que, además abordarán en el marco del  Programa de Actualización en Derecho y Políticas del Cambio Climático  de la Universidad de Buenos Aires ( UBA) que comienza el 1 de junio,  de modo virtual.

-Eso implica pensar en un proceso extendido. No parece posible que en el corto plazo se forma una conciencia ambiental de la producción

-Más o menos. Yo creo que se ha venido dando esa conciencia cada vez mayor, que el tema va permeando, No digo que se puede resolver de plumazo ni que tenga una solución fácil, pero hay cosas que se pueden hacer

-El desarrollo industrial, ¿no está reñido con el ambientalismo?

- No necesariamente. Todo depende de cómo se haga. Hay maneras sostenibles de producir, de vivir y de consumir y es necesario que así sea porque si no, la única manera de que no haya contaminacion sería que la especie humana desapareciera. Y no es así. La especie humana necesita producir, necesita modificar el ambiente y que lo haga de modo más sostenible.

- No parece ser sólo un tema cultural- Producir en forma contaminante es más barato

-Sí, claro, sin duda, Tiene que ver con nuestra manera de vivir, con nuestras ideas,por eso es tan complicado porque la transición hacia una economía más sostenible es cara y la cuestión es generar el apoyo social para producir de una manera más sostenible. Y eso, en el corto plazo es más caro

- También hay que tener en cuenta el costo social

- En Francia, cuando se a eliminación de ciertos subsidios al gasoil y demás se generó una rebelión social. Eso era parte de iniciativas sostenibles. Fue gente común y de ingresos medios y bajos que veia que se afectaban sus ingresos. Es un gran desafío porque si fuera solamente obligar a 50 o 60 grandes empresarios a que cambiaran, Sería relativamente fácil. El tema es que el perfil contaminante está en nuestra manera de producir, vivir y consumir. Requiere un cambio de costumbres muy profundo y muy extenso.

- ¿Qué pueden hacer los gobiernos y el derecho para tender hacia una economía productiva sostenible?

- Lo que los gobiernos pueden y deben hacer es generar incentivos mediante la regulación para promover una producción más limpia y desincentivar la contaminante; usar los impuestos para castigar o hacer más gravosa la producción sucia y utilizar desgravaciones, subsidios para promover la energía limpia. El sistema jurídico lo que debe hacer es reflexionar sobre este tema y proponer y promover ese tipo de soluciones que faciliten un sistema socioeconómico más limpio y generar mecanismo para cooperar para desarrollar mercados que permitan reducir contaminante y alinear esta necesidad social de reducir la contaminación con el beneficio económico de reducir la contaminaciones. Es decir, cuanto más beneficioso - cuanto menos gravoso sea ser limpio más fácil va a ser

- Crees que los contextos como los actuales, de pandemia, hacen reflexionar a la sociedad sobre un cambio de conductas

- Si. La cuestión es cuando se van los azotes. Creo que hay una oportunidad en esto porque estamos entrando en una crisis económica que todavía no podemos dimensionar su magnitud. Pero tenemos que salir y promover soluciones y podemos utilizar esas soluciones para que incorporen en su núcleo una visión de sostenibilidad ambiental. La Unión Europea está haciendo punta con eso y está diciendo que la salida a la crisis debe ser una salida verde, una salida sostenible, que el dinero que se canalice, que las iniciativas que se promuevan para recuperar la economía para incentivar la actividad tienen que tener una visión sostenible, promover que sea de manera más ambientalmente positiva. Creo que hay una gran oportunidad

Así como la pandemia ha quitado el tema del cambio climático de la agenda en gran medida porque estamos todos preocupados por si suben los contagios creo que la salida de la pandemia nos puede permitir hacer muchas cosas para permitir una economía más limpia

- ¿Los países desarrollados, tienen más regulaciones que hacen migrar los procesos contaminantes a los países en desarrollo?

- En los países desarrollados, por lo general, tiene instituciones más sólidas que los subdesarrollados como el nuestro, que tienen instituciones más débiles. Entonces, es más fácil porque tenemos muchas regulaciones pero no se cumplen porque las instituciones son más débiles, más fáciles de permear o de ignorar.