El ministro de Economía, Martín Guzmán, afirmó que en los últimos meses hay "una recuperación que empieza a ser más sólida que tenue" y que, pese a ser heterogénea, "sigue una dinámica positiva".

Guzmán visitó de forma presencial la fabrica de Quilmes donde se realiza la cuarta jornada de la 26° Conferencia Industrial de la UIA. Allí mantuvo un diálogo con Diego Coatz, economista jefe de la entidad fabril.

Allí, aseguró que en las últimas semanas hubo "una dinámica positiva en cuanto a la brecha cambiaria, que viene disminuyéndose". En ese sentido, este jueves los dólares financieros tuvieron una fuerte baja y la distancia entre el contado con liqui y el tipo de cambio mayorista perforó el 80%.

"Para nosotros es una variable que nos ocupa. Es muy importante para la estabilidad macroeconómica en general y productiva también", planteó el ministro y remarcó que el programa plurianual que negocia con el FMI será central para lograr esa estabilidad.

"Utilizamos como una ventana de oportunidad esta circunstancia de que está el FMI dentro de Argentina porque en 2018 hubo un acuerdo. Buscamos usar eso como algo positivo en lugar de algo negativo. Y vamos a enviar ese programa al Congreso, que lo que busca es definir senderos para lo externo y para lo fiscal, que aporten un manto de estabilidad para que la actividad privada enfrente un ambiente más floreciente", remarcó Guzmán.

Y agregó: "Como parte de eso, el Presupuesto está diseñado con el objetivo central de propiciar la recuperación económica: el Estado jugando un rol central en una economía en recesión. Es pragmatismo puro, eso pasa en todo el mundo".

El economista platense consideró que la estabilidad cambiaria "es central para la estabilidad productiva y para la estabilidad social". que por eso "el objetivo para 2021 es acumular reservas".

"Estábamos enfrentando una situación en la cual, tanto por razones estacionales como coyunturales, se venía registrando una caída fuerte de las reservas. Por eso adoptamos medidas que nos han ayudado: noviembre y principios de diciembre están resultando distintos de lo que fueron septiembre y octubre. No hicieron que crezcan las reservas pero sí que caigan menos y eso es algo que nos deja en una posición firme, una posición que podemos mantener", se explayó.

Controles cambiarios

En ese marco, Guzmán afirmó que los controles cambiarios deberán seguir por un tiempo para luego avanzar en un esquema de regulaciones macroprudenciales.

Además, resaltó que para la estabilización de largo plazo será clave el crecimiento de las exportaciones y que, para ello, el Gobierno está "articulando reglas de juego con todos los sectores transables de la economía para potenciar las exportaciones", entre los que destacó la energía, la agroindustria y la actividad manufacturera.