Tres días después del nuevo cepo cambiario, las entidades bancarias continuaron este viernes sin vender dólares al público en general, ya que todavía no adaptaron los sistemas operativos a las nuevas medidas cambiarias impuestas por el Banco Central.

Desde el sistema financiero explicaron que las dificultades están dadas no solo por las normativas a aplicar, sino porque se deben sincronizar los controles con la AFIP, porque el impuesto extra del 35% requiere la coordinación con ese organismo.

La entidad que conduce Miguel Angel Pesce estableció que ahora para comprar los USD200 por mes se deberá aplicar una retención del 35% que podrá ser deducida de Ganancias y Bienes Personales.

Para dejar contabilizada esa compra con el usuario que la realiza es necesario que el organismo recaudador tenga la certificación del pago para luego acreditarlo al contribuyente.

Incluso, para quienes no pagan Ganancias, la AFIP deberá certificar de qué tipo de contribuyente se trata para proceder a la devolución de los montos percibidos.

Además, en este último caso, también intervendrá ANSES para verificar que la CUIL no se encuentre inhabilitada.

Quienes intentaron realizar la compra de los USD200 se encontraban con una leyenda del banco explicando que por ahora era imposible realizar la operación por estar adaptando los sistemas.