La recaudación mostró un signo de recuperación medido contra el mismo mes de 2020 pero también respecto de 2019, cuando no existía el impacto de la parálisis de  la actividad como consecuencia de la pandemia de coronavirus (Covid-19).

Fuentes del Gobierno nacional anticiparon que la recaudación de agosto creció un 64% en relación con el mismo mes del año pasado. La mejora en los ingresos tributarios se explica por la recuperación económica y, en parte, por la baja base de comparación en 2020 producto de la pandemia, indicaron.  Pero también marcó un punto de recuperación respecto de los niveles de agosto de 2019, de acuerdo con la información que trascendió y que debe ser oficializada por la AFIP.

Entre las razones que explican la suba, se cuentan los impuestos asociados al mercado interno y el mercado de trabajo que dan cuenta de la reactivación. También se incrementaron:  

  • El IVA que aumentó cerca del 80%
  • Los ributos del sistema de seguridad social (aportes y contribuciones) que subieron más del 63%. 
  • Los Derechos de Exportación que se incrementaron 131,9%.