El Banco Central estableció este jueves una serie de condicionamientos para el acceso al mercado de divisas en relación a los créditos a tasas subsidiadas que los bancos deberán ofrecer a las pymes en el contexto de la pandemia. Estas restricciones se dan de forma paralela a las que se impusieron para la compra de dólares con los créditos a monotributistas.

En un comunicado, el BCRA informó que las empresas que accedan a los créditos a tasa baja para pymes y las que quieran efectuar la compra-venta de monedas extranjeras deberán pedir permiso a la entidad primero.

"Las empresas que accedan a líneas de créditos con tasas subsidiadas y aquellas que realicen operaciones de compra-venta de títulos valores con liquidación en moneda extranjera tendrán que pedir la conformidad previa del Banco Central para acceder al Mercado Único y Libre de Cambios para la adquisición de divisas", dispone concretamente el escrito difundido.

Además, el Banco Central determinó que las pymes beneficiadas con los créditos solo podrán comprar divisas si estas se destinan a la importación de insumos y no a la cancelación de deuda vencida excepto autorización previa: "Las MiPyMEs beneficiadas con las líneas de créditos promocionales dispuestas en el marco de la emergencia sanitaria por el COVID 19 podrán acceder sólo a las dividas destinadas a nuevas importaciones de bienes o insumos requeridos en su proceso productivo, pero no podrán cancelar deuda vencida al 19 de marzo de 2020 sin contar con la conformidad previa del Banco Central".

Sobre este último punto, especificó que "para el acceso al mercado de cambios para la cancelación de capital e intereses de todo tipo de endeudamiento con el exterior pendiente al 19 de marzo de 2020, cuando el pago no tuviera una fecha de vencimiento o cuyo vencimiento hubiese operado con anterioridad a dicha fecha, se deberá contar con la conformidad previa del BCRA". Aunque establece la excepción de que "la entidad cuente con declaración jurada del cliente dejando constancia que no tiene pendientes financiaciones en pesos previstas en la Comunicación “A” 6937 y complementarias ni las solicitará en los 30 días corridos siguientes".

A su vez, aclara que "para aquellas empresas que mantengan pendientes de cancelación financiaciones en pesos previstas en la Comunicación “A” 6937 y complementarias no podrán, hasta su total cancelación, vender títulos valores con liquidación en moneda extranjera o transferirlos a entidades depositarias del exterior".

La entidad que conduce Miguel Pesce agregó que "las empresas, en la medida que tengan vigente esas líneas de crédito, tendrán también limitado el acceso a operaciones de venta de títulos valores con liquidación en moneda extranjera o a la transferencia a entidades depositarias del exterior".

Además, la disposición del Banco Central establece también que para acceder al mercado para la adquisición de divisas las empresas tendrán que presentar una declaración jurada de que ese día y en los 30 días corridos anteriores no han efectuado ventas de títulos valores con liquidación en moneda extranjera o transferencias de los mismos a entidades depositarias del exterior. También tendrán que comprometerse a no efectuar esas operaciones a partir del momento en que requiere el acceso y por los 30 días corridos posteriores.