El Ministerio de Trabajo oficializó este jueves los cambios en el programa de Recuperación Productiva en su segunda edición (Repro II) que serviará como reemplazo a la Asistencia de Emergencia al Trabajo y la Producción (ATP). 

A través de la resolución 1540 publicada en el Boletín Oficial, se modificó el condicionante referido a las y los empleadores que iniciaron su actividad económica a partir del 1° de diciembre de 2019.

"Los empleadores y empleadoras que iniciaron su actividad económica a partir del 1° de diciembre de 2019, quedan eximidos de cumplimentar los siguientes requerimientos establecidos en la Resolución del MINISTERIO DE TRABAJO, EMPLEO Y SEGURIDAD SOCIAL N° 938 del 12 de noviembre", señala el texto oficia.

Así, este grupo no deberá: 

  • Presentar el balance del Ejercicio 2019;
  • Registrar una variación interanual de la facturación negativa, en el mes de referencia, como criterio de preselección;
  • Consignar la información requerida para el cálculo de los siguientes indicadores para el periodo durante el cual las empleadoras y los empleadores no iniciaron su actividad económica:
  1. Variación porcentual interanual de la facturación.
  2. Variación porcentual interanual del IVA compras.
  3. Variación porcentual interanual del consumo de energía eléctrica y gasífera.
  4. Variación porcentual interanual de la relación entre el costo laboral total y la facturación.
  5. Variación porcentual interanual de las importaciones.

De esta forma la cartera de Trabajo especificó que los empleadores y empleadoras que iniciaron su actividad económica a partir de la fecha signada, "accederán a la prestación prevista en el Programa REPRO II”, cuando cumplan con los parámetros establecidos por el Comité de Evaluación y Monitoreo del “Programa REPRO II” para los indicadores construidos con los requerimientos de información no eximidos en el artículo 1°.