El Gobierno le ratificó a la Unión Industrial Argentina ( UIA) la decisión de dejar sin efecto la baja de Ingresos Brutos que había sido acordada por Mauricio Macri y los gobernadores en 2017, pero que se encontraba suspendida parcialmente desde 2018 y totalmente en 2019. A cambio, funcionarios nacionales asumieron el compromiso de trabajar por una "armonización" de los tributos provinciales, para evitar una superposición de impuestos que en la actualidad afecta a la actividad fabril.

En la cumbre que se realizó de manera virtual, el presidente de la UIA, Daniel Funes de Rioja, planteó los principales inconvenientes para el aparato productivo en términos tributarios: alícuotas de ingresos brutos efectivas, diversos criterios de los regímenes de retención y percepción de ingresos brutos, saldos a favor, coeficientes unificados, y aumento de impuestos y tasas municipales que quedaron fuera del consenso.

Los industriales se quejaron también del ascenso en la carga tributaria y de los costos administrativos que generan los impuestos provinciales y las tasas municipales para las empresas, especialmente en las pymes, "afectando su productividad y capital de trabajo, con creciente competencia desleal frente a la economía informal".

"La preocupación que expresamos las empresas es resolver la anarquía que existe en los sistemas de percepción y retención de Ingresos Brutos. Hay un régimen por provincia y necesitamos que eso se armonice y se haga homogéneo. Además es un impuesto que desalienta la generación de valor agregado", afirmó a BAE Negocios una fuente de la UIA que siguió de cerca la negociación.

La voz del Gobierno

La charla fue "cordial", tal como la calificaron los empresarios, en donde la secretaria de Provincias del Ministerio del Interior, Silvina Batakis, junto al secretario de Política Tributaria del Ministerio de Economía, Roberto Arias, fueron los anfitriones de un encuentro que se desarrolló a través de la plataforma de Zoom, que se inició a las 11 y tuvo una duración de 60 minutos.

Arias fue el encargado de explicar el por qué del fin de la baja impositiva en Ingresos Brutos que prometía el reemplazado consenso fiscal 2017: "Ese descenso estaba contemplado en el marco de un crecimiento de la economía de un 4% que no sucedió desde el 2017. En los hechos, existe una imposibilidad real".

A cambio, en el encuentro en el que acordaron conformar una mesa de trabajo permanente para promover el desarrollo productivo de la Argentina con un sentido federal. "Este nuevo espacio le brindará continuidad a este proceso de comunicación que venimos sosteniendo entre el sector productivo y el Gobierno nacional, un diálogo fructífero que impactará directamente en la realidad industrial de nuestro país", remarcó Batakis.

Sucede que el Gobierno aclaró que, lejos de quitar previsibilidad, el nuevo consenso fiscal da por concluida la inestabilidad que generaba la suspensión. "Viene a fortalecer el trabajo conjunto que venimos concretando con el sector privado, con el firme objetivo de aunar esfuerzos en post de lograr un país más integrado económicamente y con un fuerte impulso enfocado en el desarrollo industrial", afirmó Batakis.

Un gesto político que generó optimismo

La tensión política entre un sector del frente oficialista, ligados a Cristina Fernández y Máximo Kirchner, y la conducción de la UIA tuvo un pico en el recambio de autoridades de la entidad fabril, en donde la designación de Funes de Rioja fue leída como una "provocación" de las grandes empresas contra el Gobierno nacional.

El cónclave, sin embargo, mostró que, además del punto en común de trabajar en post de una armonización tributaria entre las provincias, se instaló un clima de "diálogo positivo", según señalaron algunos empresarios que quisieron interiorizarse también por los gestos que el Gobierno enviaba a una reunión que tenía carácter "técnica".

Si bien de la mesa chica estaba sólo Funes de Rioja, hubo gestos que llegaron a oídos de la mesa chica de la conducción fabril. Allí vieron con buenos ojos un cambio en el relacionamiento con uno de los funcionarios del ala dura del Gobierno, el ministro del Interior, Eduardo "Wado" De Pedro, vinculado a La Cámpora y a la vicepresidenta Cristina Kirchner.

"Batakis destacó en varios pasajes que De Pedro hubiera querido estar presente en el encuentro, y que en la mesa de diálogo acompañará todo el tiempo. Fue un gesto político que se aprecia", admitió otra fuente de la UIA, que contaba con los detalles de la reunión.

Las relaciones de la UIA con el Congreso dominado por el kirchnerismo no fueron las mejores en los últimos tiempos, según los propios empresarios.

Más notas de

Ariel Maciel

La ola de calor obligó a parar máquinas, e industriales respaldaron la planificación

La producción está afectada por ausentismo y por la ola de calor

Las fábricas reclaman vacunas obligatorias para evitar caída de stocks e impacto en precios

Los empresarios temen por el fin del stock por los parates

La UIA alertó que el ausentismo en las fábricas por situación Covid ya alcanzó picos del 30%

Funes de Rioja alertó por desabastecimiento ante el ausentismo por situación Covid

En la UIA temen que los problemas macro más la tercera ola condicionen la remontada

Los industriales esperan incentivos para la exportación de bienes transables

La actividad metalúrgica creció, pero en noviembre ingresó en una meseta tras superar al 2019

Las fábricas recuperaron el terreno perdido en pandemia

La construcción se mantiene dinámica y las empresas descartan cierres por casos Covid

Las obras no debieron parar por la suba de contagios

La industria recuperó casi todo lo perdido en octubre y acumuló un crecimiento del 16,3%

Consultores pronostican crecimiento en diciembre a menor ritmo

La UIA le pidió a Kulfas permiso para hacer test adentro de las fábricas

La UIA le pidió a Kulfas permiso para hacer test adentro de las fábricas

Con un ausentismo por encima del 20%, la industria alertó por una crisis productiva

Con un ausentismo por encima del 20%, la industria alertó por una crisis productiva

Sin cambios en Ingresos Brutos, el Gobierno promete a la UIA armonía impositiva

Batakis, desde Casa Rosada, fue la anfitriona del encuentro virtual con la UIA