Se abrió un nuevo capítulo en la negociación de los USD66.200 millones de deuda externa y el Gobierno evalúa extenderla más allá del 4 de agosto, la fecha de cierre vigente para la invitación al canje. Sin patear el tablero y con la distancia más corta de todo el proceso, ambas partes se abroquelaron en su posición en las últimas horas. Los grupos de bonistas liderados por BlackRock aseguran haber ganado suficiente adhesión a su postura como para bloquear o habilitar la reestructuración, y presionan por una nueva suba en los pagos ofrecidos. El Ejecutivo ratificó que no volverá a elevar la oferta y que está abierto a conceder ajustes al marco contractual de los nuevos bonos si hay una aceptación generalizada de los acreedores.

El ministro de Economía, Martín Guzmán, confirmó este martes la última oferta económica oficial de USD53,5 de valor presente neto (VPN) por cada USD100 de valor nominal. "Llegamos al máximo esfuerzo", afirmó en una entrevista concedida a Bloomberg TV. Así, les respondió a los tres grupos de bonistas que el lunes le enviaron una carta en la que insistían en su contrapropuesta de USD56,5 y afirmaban haber alcanzado, junto a otros fondos que no pueden blanquear su identidad por sus propias normativas internas, el 60% de los bonos del canje de 2005 y el 51% de los bonos emitidos por Mauricio Macri. Es decir, sin ellos, el Gobierno no podría alcanzar el piso de participación necesario para validar el canje.

Guzmán reiteró los argumentos que había desplegado su cartera en el comunicado publicado este sábado en relación a que una suba en los pagos comprometidos llevaría a un ajuste sobre los sectores más vulnerables en tiempos de profunda crisis social. "No son números, son vidas de personas", enfatizó. Hizo lo propio Alberto Fernández horas después, en un acto de inauguración de cuatro hospitales modulares en distintas provincias y del hospital general René Favaloro de La Matanza. "Todos los acreedores deben saber que no vamos a postergar a ningún argentino para pagar una deuda que no podemos pagar", dijo.

Por estas horas predomina el hermetismo en el equipo económico, que está enfocado en delinear los próximos pasos de la pulseada. Con todo, una fuente oficial confió a BAE Negocios que la carta no generó sorpresas en el Ejecutivo y la consideraron una réplica a la declaración oficial del sábado, que remarcó que la última oferta es la "definitiva" y formalizó la apertura a las concesiones legales (en concreto los límites pedidos por los bonistas a la cláusula de reasignación y a la estrategia Pac-Man de canjes parciales sucesivos). "Cuando hacés una jugada, esperás una respuesta de ese modo. Sobre todo cuando el Gobierno no le dice que sí a todo lo que piden", explicó.

Pese a que la negociación volvió a tensarse, la mayoría de las fuentes con acceso a las conversaciones y los analistas consideran que el acuerdo no está lejos. La brecha de USD3 entre las partes es la menor en todo el proceso y tanto Fernández como los grandes fondos privilegian evitar un default duro. Pero resta un complejo proceso para saldar la diferencia.

Así, la misma fuente confió que en los despachos oficiales se evalúa una nueva prórroga a la oferta, más allá del 4 de agosto. Sería la sexta. Aún hay margen para hacerlo: la fecha de liquidación del canje, fijada en el prospecto de la oferta vigente en la Comisión de Valores de Estados Unidos (SEC), es el 4 de septiembre por lo que la invitación a los acreedores podría extenderse incluso hasta fines del próximo mes.

Con Guzmán plantado en USD53,5 de VPN, luego de haberlo subido un 33% desde los USD40 desde la oferta inicial de abril, la incógnita es si el abroquelamiento de los bonistas responde más a la intención de terminar de saldar a su favor en el rediseño contractual que a una real exigencia económica. En otras palabras, si presionan con mayores pagos para intentar que el límite a la estrategia Pac-Man se ajuste a sus pretensiones.

De no ser así, en el mercado algunos analistas ya imaginan un artilugio posible para partir la diferencia econímica: recuperar la propuesta del endulzante con el cupón atado a las exportaciones, que Guzmán había puesto sobre la mesa y luego fue descartado, o un cupón PBI, como pedían los fondos. Esa herramienta aportaba USD1,5 extra de VPN. Fuentes con llegada a Economía sugieren que ya es tarde para eso: "Cuando se propuso no hubo quórum".

Más notas de

Juan Strasnoy Peyre

Economía cierra el primer bimestre sin pedirle pesos al Central y reduce las necesidades de emisión para 2021

El Banco Central no le envío fondos al Tesoro durante el primer bimestre

El FMI prepara un informe "autocrítico" del préstamo a Macri y Guzmán busca apoyos para el acuerdo

Martín Guzmán junto a la directora gerente del FMI, Kristalina Georgieva

Deuda en pesos: Economía lanza una gran licitación para enfrentar un megavencimiento y cerrar febrero con fondos frescos

El equipo de Martín Guzmán busca cerrar febrero con financiamiento neto positivo

Fernando Zack: "La pelea de fondo para el financiamiento de Argentina es el nuevo acuerdo con el FMI"

Fernando Zack, presidente de Provincia Seguros y Provincia ART

Impuesto a las Ganancias: el Gobierno espera recaudar más con los cambios y prevé impacto en el consumo

Guzmán se aseguró de que los cambios en Ganancias no afecten las metas fiscales

FMI prepara una nueva misión: "Haremos todo lo posible por cumplir el deseo de Guzmán de cerrar un acuerdo en mayo"

El vocero del FMI, Gerry Rice, adelantó una tercera misión formal para renegociar la deuda argentina

Dólares del campo: el BCRA prepara una medida para agilizar la liquidación de granos

El BCRA prepara una medida para agilizar la liquidación de granos

El BCRA espera la inflación de enero sin subir la tasa

El Directorio del Banco Central se reúne este jueves

Otro round con el mercado: Economía quiere cerrar enero con $30.000 millones netos

Guzmán tendrá este miércoles el primer gran test del año en el mercado

Precio de los alimentos: advierten que se aceleró el aumento

Se acelera la suba del precio de los alimentos