Es el transporte que menos contamina y, al mismo tiempo, una buena forma de hacer ejercicio. En varios puntos del planeta, es el medio utilizado por buena parte de la población para movilizarse.

Mañana se celebra el Día de la Bicicleta, una fecha curiosamente ligada a Albert Hoffmann, conocido como “el padre del LSD”, Fue un 19 de abril de 1943 cuando, mientras regresaba a su casa en bicicleta desde el laboratorio, autoexperimetó los efectos psicotrópicos de la sustancia. Para los viajeros amantes del placer de pedalear, TurismoCity recopiló las ciudades más bike friendly del mundo. En primer lugar, referencia ineludible: Amsterdam, en Países Bajos. En este rincón del mundo, con canales encantadores y muchos parques, las bicicletas reinan. El 50% de su población se transporta en bici. La ciudad es chica, entonces no requiere pedalear tanto, pero sí se ahorra tiempo en caminar a lugares un poco más alejados como el famoso parque Vondelpark.

También se puede acceder fácilmente a la ruta de Naarden, visitando el castillo Muiderslot y la ciudad amurallada y el lago de Naarden o las rutas para ver los molinos. También en ese país, Utrecht está haciendo una gran inversión en el urbanismo de las bicicletas. El exclusivo diseño del puente Dafne Schippersbrug es un buen ejemplo. Actualmente posee 12.000 estacionamientos para bicicletas en la Estación Central y se planea llegar a 33.000 para el 2020. Cuenta con la calle para bicicletas más larga del país (de 6 km) donde han instalado, además, un sistema llamado “Flo”, de detección de velocidad junto con quioscos digitales que leen la velocidad de cada ciclista y los ayudan a acelerar o disminuir la velocidad para llegar al próximo semáforo en verde.

Copenhague, en Dinamarca, es otra de las infaltables, por su tradición ciclista. Su urbanización e infraestructura, con vías y rutas preparadas para las bicis, tiene más de 390 kilómetros para pedalear. A los daneses nada los frena y un 80% de los ciclistas usan la bici también incluso en invierno, con temperaturas bajo cero. El sistema Bike the City, disponible las 24 horas durante todo el año, tiene una tablet con GPS en cada bici para guiarte por los puntos de interés de la ciudad.

Con 650 km de carriles, Montreal fue elegida en del Top 10 Urban Bike de la revista Time como una de las ciudades más bike friendly de América del Norte. Tiene, además, la primera infraestructura de bicicletas para uso público anexo al sistema de buses y taxis llamado programa Bixi. Cuenta con un total de 5000 bicis en alquiler. Se recomienda recorrer el Canal de Lachine para poder ver la excelente vista panorámica.

Berlín, una de las ciudades más bellas de Europa, está también en la lista. Hay muchas opciones de alquiler de bicis por toda la ciudad, como también tours en bici muy recomendables, sobre todo en primavera y verano.

Dos españolas se suman al ranking. En primer lugar, Barcelona. Cuenta con más de 100 kilómetros de carriles especiales y caminos. El sistema público Bicing (únicamente disponible para residentes) cuenta con 41 estaciones y se está ampliando constantemente. Recientemente han cambiado todas las bicicletas comunes por bicicletas eléctricas. Sevilla es otra de las ciudades ciclísticas. Se le dio gran impulso a este vehículo en los últimos años con una red de carriles de 140 km.

Por último, Estrasburgo, en Francia, tiene 560 km de carriles para bicis. Además, se está planeando una red coherente de “autopistas de bicicletas” con tres rutas en anillo y varias rutas radiales a los suburbios y las ciudades vecinas. Para volar sobre ruedas