En los últimos años el reclamo de igualdad de derechos, oportunidades y salarios pasó de ser una demanda sectorial a provocar un debate generalizado sobre las formas más o menos evidentes de la cultura machista, desde la tragedia del femicidio y la violencia física hasta el mansplaining, el “yo te explico” de los hombres hacia las mujeres. La persistencia de las demandas que se condensan cada 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer, encuentra a la sociedad argentina movilizada, discutiendo la relación entre los géneros, la desigualdad de ingresos, el “techo de cristal”, y el cambio educativo que debe acompañar el cambio cultural. Los medios somos parte de eso. El periodismo, y el periodismo económico en particular, ha sido una profesión compleja para el acceso de la mujer a puestos de relevancia. Un informe del Proyecto Monitoreo Mundial de Medios señaló que en Argentina las notas firmadas por mujeres alcanzan el 15%. En BAE Negocios la cifra es más alta. Un tercio de la redacción está formado por mujeres en distintas áreas: gráfica, web y diseño. Hombres y mujeres trabajamos a la par, discutimos a la par y tomamos decisiones a la par. BAE Negocios es además el único diario nacional dirigido por una mujer. Porque luchar por lo que falta siempre es mejor si se observa también todo lo que se ha conseguido.