Los consultores y operadores del mercado se alteraron con la jugada de Cristina Fernández de anticiparse a todos sus adversarios de peso al anunciar la fórmula presidencial, con ella de candidata a vice de Alberto Fernández. A un mes de la fecha de presentación formal de las candidaturas y con la “pax cambiaria” sostenida por delgados hilos y ráfagas espasmódicas del Fondo Monetario Internacional, era de esperar que salieran a fijar posición. Pero resultó muy curioso el tono liviano que utilizaron para dar a conocer su expectativa. “Si bien en nuestro informe se anticipaba una 'abdicación’ a la candidatura a ‘presidenta’ de la Dr (textual) Cristina Fernández, en la Argentina todo puede ocurrir”, señaló el último informe de Moodybrook, del ex ministro de Producción Agustín O’Reilly. Más curioso fue el título del informe de Bullmarket. “Se mantiene status quo pese al títere”. Los mercados votan y también opinan.