Se siente tan argentino como el dulce de leche o el asado. El mate es tradición local y un sello cultural que nos identifica en el mundo. Desde el 2015, el 30 de noviembre fue la fecha elegida para honrar a esta infusión litoraleña que está presente en más del 90% de los hogares de nuestro país.

El Día Nacional del Mate se fijó en conmemoración del nacimiento del comandante guaraní Andresito Guazurarí, quien fue gobernador de la provincia grande de Misiones en 1815 y gran impulsor de la yerba.

Esta bebida que forma parte de nuestras costumbres cotidianas fue ganando también proyección internacional en el último tiempo, con personalidades y estrellas del deporte que empezaron a adoptarlo. Se suma también a la coctelería para dar lo mejor de sí en la barra como ingrediente de mix novedosos. El año próximo podría incluso cumplirse el sueño de contar con un emoji del mate.

La sana costumbre

Según el Instituto Nacional de la Yerba Mate, en Argentina se consumen 110 litros de mate anuales por persona. Si bien es la infusión preferida de los argentinos, no todos conocen los beneficios de este ícono cultural.

La marca CBSé, líder en saborizadas, enumera algunas de las bondades ligadas a las propiedades alimenticias, estimulantes y medicinales de esta yerba.

En primer lugar, destaca su alto contenido nutritivo, ya que porta vitaminas A, B, C y E, minerales (hierro, magnesio, sodio y potasio) y proteínas porque posee más de diez aminoácidos esenciales. Además es estimulante y antidepresivo: la mateína promueve las actividades mentales, mejorando el ánimo y la concentración.

También regula el tránsito intestinal ( debido a las propiedades polidextrosas de sus hojas, la yerba mate es diurética, digestiva y optimiza la absorción de nutrientes), ayuda a la salud cardiovascular por ser antioxidante y disminuir el colesterol malo, contribuye a perder peso (evita la retención de líquidos y genera sensación de saciedad), es descongestivo y fortifica los dientes.

La Lic. Cecilia Sánchez del equipo de Nutrición de CRENYF destaca que importante aclarar que si bien posee muchos beneficios para la salud, no aporta gran cantidad de nutrientes como para reemplazar un desayuno o merienda. Recomienda además tomar agua para hidratarse y consumirlo a una temperatura "no muy caliente" para evitar dañar la mucosa protectora; la OMS recomienda una temperatura entre 60 a 75°.

El oro verde

Un informe de la empresa RCA da cuenta de la historia de esta infusión que es la más tomada en nuestro país y cómo fue evolucionando la forma de consumirlo. Según los registros, el mate comenzó a beberse en el siglo XIX, particularmente en la llamada "Región Paraguaria", que ocupaba parte de los actuales territorios de Paraguay, Argentina, Uruguay, Bolivia, Brasil y Chile. En aquellos años su fama era tan grande que se lo conocía como "oro verde". La palabra mate nace del vocablo quechua "matí", que significa calabaza, históricamente el recipiente y material más recomendado para tomarlo. La bombilla se denominaba "tacuarí" y era simplemente una cañita ahuecada. Orígenes remotos de este fiel compañero que hoy se toma con pava eléctrica y en mates de silicona.

Ver más productos

Macri planea resolver la transición por decreto

Macri planea resolver la transición por decreto

El Papa no tiene previsto visitar Argentina en 2020

El Papa no tiene previsto visitar Argentina en 2020

Ver más productos