La pandemia del Covid-19 y la consecuente incertidumbre están acelerando los cambios en la forma en que las organizaciones de todo el mundo trabajan y seguirán haciéndolo en el futuro. Especialmente en momentos difíciles, los principales empleadores se están enfocando en su fuerza laboral, en particular, fomentando estilos de vida saludables, apoyando el bienestar financiero y proporcionando habilidades y capacitación a medida que cambian las carreras profesionales debido a la inteligencia artificial y los avances tecnológicos.

El razonamiento es claro: según el estudio de Mercer sobre Tendencias Globales de Talento 2020, el 34% de los empleados prevé que sus puestos de trabajo serán reemplazados en los próximos tres años; el 61% de los empleados cree que sus empleadores los están preparando para el futuro del trabajo, y el 55% confía en que su organización los capacitará en nuevas habilidades en caso de que su puesto cambie como consecuencia de la automatización. A medida que los empleadores se transforman para abordar estas cuestiones, deben reconsiderar el propósito de su compañía y sus responsabilidades con los empleados y con los futuros ingresos de los empleados, ya que el 63% de los líderes de Recursos Humanos prevén un estancamiento salarial. Y deben hacerlo mientras se enfrentan a desafíos imprevistos como el Covid-19 y un posible debilitamiento económico que podría afectar la adopción de nuevas estrategias de capital humano.

"Es importante encontrar un equilibrio entre lo económico y la empatía en todas las decisiones relacionadas con las personas, sobre todo ahora que nos enfrentamos a los interrogantes, las preocupaciones y la incertidumbre de una pandemia global. Las organizaciones necesitan tener un modelo financiero y una mentalidad cultural que les permita prepararse para el futuro e invertir en él", afirma Ilya Bonic, presidente de la práctica de Career y director de Estrategia de Mercer. "Este replanteamiento del propósito y de las prioridades es fundamental en toda la organización, pero sobre todo para Recursos Humanos. Los resultados del estudio de este año indican claramente que la transformación de la función de Recursos Humanos es una pieza clave para crear una organización sostenible".

"Hoy más que nunca estamos frente a un cambio de paradigma y el mundo no será igual luego del Covid-19. La incertidumbre llegó para quedarse y las organizaciones tienen que poder transitar los nuevos escenarios. El trabajo flexible y remoto llegó para quedarse. ¿Está preparada tu organización? ¿Estás preparado como líder o como empleado para transitar el cambio? Desde Mercer podemos y queremos ayudarte a reinvertarte en el Futuro del Trabajo que es HOY", destacó Cecilia Giordano, CEO de Mercer Argentina.

El estudio de Mercer identifica cuatro tendencias para 2020:

* Centrarse en el futuro: trabajar en conjunto para garantizar que las personas prosperen ahora y en el futuro. Con un nuevo mandato para el negocio, el 85% de los ejecutivos coincide en que el propósito de la organización debe ir más allá de la primacía de los accionistas; sin embargo, sólo el 35% de las compañías cumple con esto hoy en día. En tanto, uno de cada tres empleados afirma que preferiría trabajar para un empleador que muestre responsabilidad hacia todas las partes interesadas, más allá de los accionistas e inversores. Si bien el 61% de los empleados confía en que su empleador los prepare para el futuro del trabajo, el 63% se siente en riesgo de sufrir desgaste profesional o burnout.

Las oportunidades profesionales se han reducido, ya que el 72% de los trabajadores experimentados afirma que planean trabajar después de la edad de jubilación, y el 55% de los trabajadores de la Generación X asegura que las oportunidades de progreso son limitadas debido a la longevidad en el lugar de trabajo. Mejorar la gestión de los trabajadores de más edad forma parte de la creación de un valor compartido.

En la mayoría de las regiones, el apoyo profesional más valorado por los empleados es contar con oportunidades de crecimiento personal y profesional (73%).

Carrera hacia la capacitación en nuevas habilidades: transformar la fuerza laboral mediante la capacitación en nuevas habilidades para una nueva economía mundial. La capacitación en nuevas habilidades es la inversión en talento que más puede favorecer el éxito del negocio, y el 99% de todas las organizaciones está iniciando la transformación, e informan importantes brechas de habilidades. La capacidad de la fuerza laboral y la falta de habilidades futuras fueron la principal razón del fracaso de las transformaciones. Si bien el 78% de los empleados asegura que está preparado para aprender nuevas habilidades, el 38% afirma que no dispone de tiempo suficiente para capacitarse. Además, sólo el 34% de los líderes de Recursos Humanos está invirtiendo en aprendizaje y capacitación de su fuerza laboral como parte de su estrategia para prepararse para el futuro del trabajo, y el 40% no conoce las habilidades que tiene su fuerza laboral en la actualidad.

En todas las regiones, los empleados afirman que la innovación será la habilidad más requerida en los próximos 12 meses. Los líderes de Recursos Humanos en América del Norte y América latina coinciden con sus empleados.

Sentido con la ciencia: ver más allá mediante el aumento de la inteligencia artificial con intuición humana. Los avances en machine learning continúan extendiéndose por todas las industrias y formas de vida: el uso del análisis predictivo prácticamente se ha cuadruplicado en cinco años (del 10% en 2016 al 39% en la actualidad). Sin embargo, solamente el 43% de las organizaciones utiliza métricas para identificar a los empleados que probablemente abandonen la compañía; el 41% sabe cuándo es probable que se jubile el talento crítico; el 18% conoce el impacto de las estrategias salariales en el desempeño; el 15% puede determinar si resulta más conveniente adquirir/desarrollar/pedir prestado empleados, y el 12% utiliza datos analíticos para corregir las desigualdades y evitar que vuelvan a ocurrir.

Si bien las máquinas superan a los humanos en tareas relacionadas con la escala y la velocidad, los humanos superan a las máquinas en cuanto a reflexión y juicio, que son elementos críticos de la toma de decisiones éticas.

La evaluación del talento también es un área en la que se necesita la intuición humana además de las evaluaciones digitales û hoy en día solo uno de cada dos empleados (52%) tuvo una experiencia de evaluación positiva y le resultó útil.

Motivar la experiencia: inspirar y estimular a las personas rediseñando su experiencia de trabajo. Cumplir con la experiencia del empleado es la máxima prioridad de Recursos Humanos, y el 58% de las organizaciones está siendo rediseñado para centrarse más en las personas. Sin embargo, sólo el 27% de los ejecutivos cree que la experiencia del empleado generará un rendimiento para el negocio. Y, a pesar de que el 61% de los empleados confía en que su empleador se ocupe de su bienestar y el 48% de los ejecutivos la califica como la principal preocupación relacionada con la fuerza laboral, sólo el 29% de los líderes de Recursos Humanos cuenta con una estrategia de salud y bienestar. Esta no es un área que se deba ignorar, ya que los empleados cuyas compañías se centran en su salud y bienestar tienen cuatro veces más posibilidades de estar motivados. Es esencial contar con empleados motivados para cumplir con la agenda de transformación de las organizaciones: es más probable que permanezcan en la organización, tienen una mayor capacidad de adaptación y están más dispuestos a capacitarse en nuevas habilidades.

Mejorar la experiencia del empleado encabeza las prioridades de RR.HH. relacionadas con el futuro del trabajo en Europa, América del Norte y Medio Oriente, mientras que Asia y el Pacífico sitúan las prácticas de transformación del talento (reclutamiento, gestión del desempeño y sucesión) en primer lugar, y la función de Recursos Humanos en América latina, específicamente en México y en Brasil, afirma que la inversión en el aprendizaje futuro y la capacitación en nuevas habilidades encabeza su lista de prioridades.

La quinta edición del estudio de Mercer sobre Tendencias Globales de Talento 2020 comparte las perspectivas de más de 7.300 ejecutivos de negocios sénior, líderes de Recursos Humanos y empleados, y proporciona un análisis exhaustivo sobre nueve industrias clave y 16 geografías en todo el mundo.