Será un año complejo para quienes necesitan salir a buscar trabajo o quienes están pensando en un cambio. El 2021 arrastra la estela catastrófica de la pandemia y las empresas tienen pronósticos no demasiado optimistas en términos de contratación.

Casi 3 de cada 10 empresas aumentarán su dotación de personal. Más de la mitad (54%) admite que se mantendrá sin cambios y un porcentaje no menor reducirá su personal (20%). Los datos surgen de un estudio realizado por la consultora Adecco Argentina sobre las perspectivas laborales y los perfiles más demandados para el nuevo año.

El 53% de las empresas encuestadas afirmó que la pandemia afectó negativamente la facturación de su empresa . Frente a una consulta con múltiples respuestas, el 43% confiesa que cerro estable el 2020; el 30% con incertidumbre; el 25% con preocupación y el 11% con problemas económicos. En tanto, el 10% cerró un año con menos personal que el anterior. Sin embargo, el 15% dice cerrar este período con inversiones y el 8% con esperanzas.

Al consultarles sobre las perspectivas respecto a la condición del mercado laboral para el año que viene, el 36% cree que se mantendrá estable respecto al 2020, otro 31% que mejorará y el 30% tiene una mirada.

Lamentablemente, la mitad de los directores de Recursos Humanos (50%) cree que no aumentará el porcentaje de mujeres en cargos directivos durante 2021.

 

La motivación, desafío central

 

En tiempos de teletrabajo de emergencia y equipos disgregados, la motivación del personal se alza como el principal reto. Así lo asegura más de la mitad de los gerentes de RRHH (56%). Mencionan además: las escalas salariales/solapamiento salarial (41%), mejorar la productividad (39%), retención del talento (39%) y mejorar el clima interno (36%).

 

Por su parte, lo más solicitado por las empresas a la hora de contratar nuevo personal es que los candidatos cuenten con experiencia laboral (60%), posean título universitario o terciario (49%), valoran las habilidades blandas (49%), el manejo de herramientas informáticas (36%) e idiomas (23%). Que vivan cerca del lugar de trabajo también fue uno de los aspectos destacados, tal vez en sintonía con el escenario pandémico (25% de las respuestas).

 

Más de la mitad de los consultados (54%) aseguraron que las universidades proveen los profesionales que, en líneas generales, el mercado requiere. Sin embargo, a 5 de cada 10 empresas argentinas les cuesta conseguir el personal adecuado.

 

Además, se les preguntó cuál creían que era el motivo por el que a los jóvenes les cuesta tanto insertarse en el mercado laboral y 3 de cada 10 cree que es por la falta de compromiso (36%), el 21% porque carecen de una capacitación adecuada y el 20% por falta de experiencia. Para el 16% de los encuestados, a los jóvenes no les cuesta insertarse en el mercado laboral.

Las estrellas

Los expertos en tecnología parecen estar eclipsando a los ingenieros, en una tendencia que está cambiando respecto a años anteriores. Las empresas creen que los perfiles más difíciles de encontrar serán los perfiles de IT (28%), operativos y de producción (25%), y los Directivos/Gerenciales (15%). A su vez, los perfiles más cotizados serán IT, seguidos por comerciales y luego ingenieros.

 

Al preguntarles puntualmente en qué tipo de perfiles incrementarán su dotación , afirmaron que serán los operativos y de producción (47%), seguido por los comerciales , de marketing y ventas (24%). Luego, los perfiles de IT (20%), los administrativos (12%), y en menor medida, los financieros y contables (10%), y los directivos y gerenciales (5%).