Existe una falsa creencia en líneas generales sobre la concentración de trabajo en las grandes ciudades. Sin embargo, con el avance de la tecnología y los nuevos formatos de trabajo remoto, esto ha cambiado de manera drástica en los últimos años. El proceso de cambio y migración de locaciones, se dio desde el plano físico cuando las compañías comenzaron a mudarse desde el Microcentro porteño hacia otros barrios como Palermo, Belgrano o el Polo Tecnológico de Parque Patricios. El paso siguiente, estuvo relacionado con la instalación de representaciones en las distintas provincias de Argentina.

Las empresas comenzaron a hacer una lectura más profunda sobre esta situación, incluyendo dentro de sus políticas los llamados "paquetes de relocalización". Sobre todo, las compañías cuyo -corazón de negocios-está vinculado a tecnología, dado que son las que tienen más dificultades para pujar por el talento local. Estos -packs-tienen como fin atraer a aquellos colaboradores que persiguen a un nuevo estilo de vida, rutinas más flexibles o no pasar horas de camino a sus oficinas. Así lo indica un informe elaborado por Evenbrite, plataforma internacional de venta de entradas e inscripciones a eventos, que tiene su representación a nivel local en la ciudad de Mendoza.

Muchos se mudan para estar más en contacto con la naturaleza y salir de la zona de confort en el trabajo

La búsqueda de un cambio en el estilo de vida puede motivar a aquellos que están cansados del tránsito y el ritmo de la ciudad porteña a trasladarse a otras provincias del país para conseguir nuevas posiciones laborales. Alentados por evitar a los embotellamientos, poder tener una vivienda con jardín y nuevos desafíos laborales y personales, dieron comienzo a la época de los migrantes internos.

Más allá del dinero, las empresas que buscan incentivar esta relocalización brindan paquetes a sus colaboradores que pueden incluir una especie de tutorías para que puedan entre otras cosas encontrar su vivienda o el nuevo colegio para sus hijos, y se los asesora durante todo el camino. Ofrecen desde la garantía para alquilar la casa hasta consultoría con orientación vocacional a cargo de psicólogos para las parejas o familiares.

Los testimonios de quienes deciden emprender la aventura de mudarse al interior dan cuenta de la búsqueda de ciudades con más presencia de la naturaleza, la posibilidad de realizar "escapadas" y emprender un trabajo desafiante que les haga salir de la zona de confort.

noticias relacionadas