Uno de los países tomados como ejemplo en el manejo de la pandemia de covid-19, Corea del Sur, debería ser tomado en cuenta también como ejemplo para salir de las cuarentenas. El ejemplo más claro es el de la industria cinematográfica, devastada por la ausencia total de público en las salas hasta hace tres semanas, cuando la actividad volvió a funcionar de modo casi normal. Por primera vez hubo un signo de recuperación fuerte, con poco más de 400.000 entradas vendidas. Representa, como explica Variety, poco menos de la mitad de cualquier fin de semana (suele ser de un millón o más) pero también un aumento del 112% respecto de la semana previa.

Las razones son dos y son importantes. La primera, que regresaron las películas locales de gran presupuesto. El cine coreano lleva, en números totales, más público que el extranjero. En este caso, la película de acción Intruder se llevó el 63% de las entradas vendidas. Pero al respecto hay algo interesante. El Kofic, ente semi estatal que regula y promueve las actividades cinematográficas en ese país, subsidia con vouchers por un valor de u$ 5 cada uno las entradas cinematográficas. La combinación de ambos factores produjo el salto en la asistencia en salas. Lo que además debería confirmarse el próximo fin de semana cuando haya más estrenos de alto perfil y esta política de subsidios siga. El Kofic anunció que no tiene fecha de terminación.

Para el cine surcoreano ha sido un año extraño. Comenzó con el masivo triunfo de Parasite, la película de Bong Jon-hoo en los Oscar y en las recaudaciones de todo el mundo, con más de u$ 300 millones de dólares de ingreso. Y 2019 fue un año especialmente importante en cuanto a ingresos para el sistema de salas. Luego, la pandemia acabó con la asistencia a los cines, pero las medidas tomadas por el gobierno de ese país lograron morigerar de modo contundente el impacto de la enfermedad, lo que le permitió rápidamente establecer protocolos para la vuelta a la normalidad en casi todas las actividades. El cine, como todo espectáculo masivo, estaba en el final de la lista de prioridades, pero también fue alcanzado por políticas de difusión que ahora permiten vislumbrar una recuperación más o menos rápida, incluso si -como es lógico- el balance anual sea negativo respecto de años anteriores.

Hasta el momento, Kofic subsidió 1,33 millones de tickets cinematográficos, lo que ha ayudado a paliar la frágil situación del sistema de exhibición en pantalla. Es más que probable que esta cifra se triplique cuando llegue el final de la ayuda estatal, y también es probable que la asistencia en salas vuelva a tener cierta normalidad. En cualquier caso, la beneficiada es la industria del cine de Corea del Sur: los grandes tanques internacionales aún no tienen un lanzamiento claro, muchos blockbusters fueron postergados incluso hasta 2021 y los coreanos son muy fieles a sus propios productos. Lo que implicaría que las películas locales suban en concurrencia y en participación total en el mercado en los próximos meses, incluso si algunos títulos internacionales "grandes" tendrán finalmente pantalla en las salas.

Durante 2019, la recaudación total en los cines de ese país ascendió a u$ 1610 millones, apenas por debajo del récord de 2018 (la diferencia es de u$ 10 millones). La capacidad de reacción que se puede ver en estos tiempos excepcionales muestra que sigue siendo de las cinematografías económicamente más sanas del planeta.

Más notas de

Leonardo Desposito

Grupos de cómicos en el cine: a reír que se acaba el mundo

5851013a

Política y romance en dos buenas películas

Política y romance en dos buenas películas

Netflix no llega a su meta de suscriptores en el tercer trimestre de 2020

Netflix no llega a su meta de suscriptores en el tercer trimestre de 2020

Una película sobre el sexo, la imaginación y el video

Zara Whites, morocha, de ojos verdes y aparentemente aburrida

El mayor exhibidor mundial de cine, cerca de la quiebra

El mayor exhibidor mundial de cine, cerca de la quiebra

China le quita a los EE.UU. la corona del cine

China le quita a los EE.UU. la corona del cine

Cuatro grandes películas para ver en casa

Cuatro grandes películas para ver en casa

Breve historia de los efectos especiales

Breve historia de los efectos especiales

Dentro y fuera de casa: disfrutar el fin de semana

Dentro y fuera de casa: disfrutar el fin de semana

Dos buenas opciones del cine más reciente

Dos buenas opciones del cine más reciente