Cuando en 1959 el grupo del pianista y compositor Dave Brubeck entró al estudio de grabación para registrar lo que sería el disco Time Out, sus integrantes jamás pensaron que el álbum sería el primero en superar el millón de copias vendidas.

Igual suerte corrió el tema Take Five, incluido en el disco y editado también como simple con ventas contundentes. Había sido compuesto por el saxofonista del grupo de Brubeck, Paul Desmond, quien al principio no quedó muy convencido con el resultado de su creación. Pero la audiencia sí y desde entonces el recorrido de Brubeck concentró la atención del mundo del jazz y sus alrededores. No faltaron los cuestionamientos a este músico que no se anotó en las corrientes derivadas del bebop a fines de los cincuenta y principios de los sesenta. Para muchos, había cierta ausencia de swing en su música; para otros, abría las puertas a nuevas posibilidades para el jazz.

Se cumple este año el centenario del nacimiento de Brubeck y se festeja por partida doble. En primer lugar el sello Verve editará a principios de noviembre el disco Lullabies, que se grabó en la última sesión de estudio que Brubeck protagonizó en 2010, dos años antes de su muerte. Se trató de un solo piano que el músico imaginó como una suerte de regalo para sus nietos. Sus hijos no lo necesitaban: siguieron su camino al integrar un grupo que difundió su estilo. Uno de ellos, Darius, editó el año último un disco calurosamente celebrado por los críticos.

El nuevo álbum que lanzará Verve incluye algunos standards como Over the Rainbow y Danny Boy, así como el Lullaby de Brahms y también cinco composiciones originales de Brubeck, que contaba con 89 años al momento de la grabación.

En segundo lugar, la familia de Brubeck anunció la conformación de un archivo musical que tendrá su propio sello, cuya edición inaugural será un relanzamiento del disco Time Out con una serie de tomas alternativas descubiertas recientemente. Se lanzará con el título Time Out Takes y naturalmente presentará la misma formación que el cuarteto original, con Brubeck en piano, Paul Desmond en saxo alto, Eugene Wright en bajo y Joe Morello en batería.

Chris Brubeck, uno de sus hijos, recordó que durante una gira con sus hermanos por Inglaterra tuvieron ocasión de escuchar varias cintas con esas tomas inéditas y quedaron impresionados por la interacción que mostraron los músicos. Muchas de esas tomas, en aquel entonces descartadas, quedaron incluidas en el disco que verá la luz en diciembre. También habrá dos temas inéditos.

Más notas de

Eduardo De Simone

Los músicos juegan contra Trump en la elección

Los músicos juegan contra Trump en la elección

Un sello que rescata grabaciones históricas

Doble festejo por los cien años de Dave Brubeck

El disco Verve incluye algunos standards como Over the Rainbow y Danny Boy

El disco de Marsalis que denuncia la desigualdad

Wynton Marsalis, trompetista y compositor estadounidense de jazz.

Entre festivales y discos, el jazz local sigue activo: cuáles son los lanzamientos de este mes

Entre festivales y discos, el jazz local sigue activo: cuáles son los lanzamientos de este mes

Dos nuevos hallazgos de Sonny Rollins y Bill Evans

Dos nuevos hallazgos de Sonny Rollins y Bill Evans

Dos nuevos hallazgos de Sonny Rollins y Bill Evans

Dos nuevos hallazgos de Sonny Rollins y Bill Evans

A 60 años de Giant Steps, una reedición de lujo

A 60 años de Giant Steps, una reedición de lujo

Adrián Iaies vuelve a escena en formato streaming

Adrián Iaies vuelve a escena en formato streaming

La escena local vuelve a empujar con fuerza: los mejores discos para escuchar en cuarentena

Camila Nebbia estrenó "Aura"