Finalmente, mientras los cines de los EE.UU. siguen cerrados, la Academia de Hollywood anunció que los Oscar 2021, originalmente a entregare el 28 de febrero del año que viene, pasarán al 25 de abril. Esto permite respirar a esa máquina de prensa (y cada vez de menos cine) que son los premios. Hace algunos días, la Academia de Hollywood decidió que serán diez las películas nominadas al premio mayor (hasta ahora eran "hasta diez") y que podrían participar películas estrenadas hasta el 28 de febrero de 2021 (originalmente era hasta el 31 de diciembre de 2020, como de costumbre), más otras reglas para ajustarlo a la representación de minorías, un efecto directo de las consecuencias del caso Floyd. Lo que todavía no está claro es si podrán participar solo películas con estreno (incluso mínimo) en salas o, como viene sucediendo por la pandemia, novedades lanzadas solo en streaming.

De allí un rumor fuerte: dar de baja por este año la exigencia del estreno en salas. Como explica Variety, eso le daría una chance de ganar, finalmente, el Oscar a Mejor Película a Netflix, no solo por la cantidad de filmes que estrenó, sino porque además tiene material prestigioso con nula competencia de los productores "tradicionales" de cine para salas. Así, Mank, de David Fincher, o la recién estrenada Da 5 Bloods, de Spike Lee, podrían ser grandes triunfadoras. De paso: el tiempo que queda para las películas "de sala" va a estar muy monopolizado por tanques, que requieren amortización gigante y rápida. Y no es, precisamente, el tipo de películas que suele preferir la Academia.

El problema es también para los productores. Las películas "del Oscar" no solo requieren una campaña publicitaria previa para vender entradas, sino una posterior para vender nominaciones. Y eso requiere tiempo y un gasto que las muy heridas arcas de los productores hoy no están dispuestos a ganar. Otra vez, punto para las plataformas, especialmente Netflix.

Y, finalmente, ¿cuántas películas habrá para calificar? Todo indica que serán muy pocas (Variety menciona el chiste de que quizás Jim Carrey se gane el Oscar por su villano de Sonic, de las pocas películas que se estrenaron en el año) y eso explica básicamente la postergación. Pero incluso así hay quienes creen que, a pesar del anuncio, quizás no haya Oscar en 2021. Sería otra excepción que agradecerle a la pandemia.

Más notas de

Leonardo Desposito

Cuatro biografías fuera de lo común para maratonear en Netflix

Cate Blanchett en Elizabeth

Minions 2 termina con la era de la pandemia para los estrenos en salas

Minions 2, el último "retraso por pandemia" del cine

Cineastas de Ucrania piden a Karlovy-Vary que no proyecte filme ruso

Captain Volkonogov Escaped, la película cuestionada por Ucrania

Cuatro caras de Tom Hanks en la grilla de Prime Video

Cuatro caras de Tom Hanks en la grilla de Prime Video

Los Globos de Oro, entre continuidad y extinción

Los Globos de Oro, entre continuidad y extinción

Netflix despidió a 300 empleados en plena tormenta financiera

Netflix corta más empleados de los previsto

Sátira escondida en grandes películas de Star+

Starship Troopers, sátira antimilitarista

Netflix anuncia más despidos tras la caída de sus acciones

Netflix anuncia más despidos tras la caída de sus acciones

Cuatro películas "incorrectas" para rever en Netflix

Al Pacino en Scarface

Las diez mejores películas de Pixar para recorrer en la grilla de Disney+

Ratatouille, quizás la mayor obra maestra de Pixar