Mientras Coco sigue ganando en la taquilla -seguramente termine su carrera en salas alrededor de los dos millones de espectadores-, el próximo jueves se estrenan varias películas que apuntan, sobre todo, al público adulto. La más importante es The Post, el filme más reciente de Steven Spielberg que narra la historia real de cómo The Washington Post -y The New York Times- revelaron la verdad sobre Vietnam, pero es también un estudio sobre la primera mujer dueña de un diario importante en Estados Unidos. La dupla protagónica la integran Tom Hanks y Meryll Streep, y la película está nominada al Oscar en la categoría mayor y le sumó otra mención a Meryl Streep, la vigésimo primera. Extrañamente, el director no forma parte de los nominados en esa categoría. Es una de las dos películas de Spielberg que se verá en este año: la próxima, en marzo, es el tanque Ready Player One, lo que permitirá revisar sus dos zonas más conocidas: el drama realista histórico y la aventura fantástica.

Detroit: zona de conflicto es otra reconstrucción histórica, esta vez sobre uno de los mayores motines raciales en Estados Unidos a fines de los 60. La dirección de la película está a cargo de Kathryn Bigelow, la realizadora de Vidas al límite (por la que ganó el Oscar) y La hora más oscura, sobre la cacería a Osama Bin Laden. El filme tenía esperanzas de nominaciones pero, a pesar de sus virtudes -Bigelow filma con crudeza notable-, quedó afuera.

The Post está nominada al Oscar a Mejor película, y Meryl Streep, como Mejor actriz

En el rubro "animación infantil", se estrena una versión que mezcla animación digital y actores de El Pájaro Loco. La creación de Walter Lantz -un genio del cartoon clásico- está un poco fuera de tiempo (hace demasiado que no se ven aquellos cortos clásicos en televisión), pero suma un título a una categoría que siempre gana en vacaciones.

Hay además un filme de terror, La crucifixión, del realizador francés Xavier Gens -especialista en cine de género- que seguramente también sume en el top ten. Y se suman a esta lista una película italiana, la comedia Hablemos de amor, y un interesante filme de la argentina Kris Niklison, Vergel, donde se confunden lo real y lo imaginario a partir de una tragedia.