El sitio chino de videos Tiktok anunció que el recital virtual del cantante canadiense The Weeknd tuvo más de dos millones de asistentes, y que recaudó para una ONG contra el racismo unos u$ 350.000 por la venta de merchandising digital. La cantidad de videos luego compartidos de la experiencia llegó en menos de una semana a 1.300 millones. En su momento pico, tuvo 275.000 usuarios al mismo tiempo. Todo se realizó en un entorno virtual, el cantante apareció en forma de avatar digital y el ambiente general tuvo un aspecto onírico, diferente -es obvio- de un recital "normal". 

Estos números no son solo importantes para Tiktok sino que permiten pensar en lo que sucederá con el negocio audiovisual y el de la música, fusionados, en el futuro post-pandemia. No es la primera experiencia de este tipo: cabe recordar el recital de Travis Scott en el entorno del videojuego Fortnite en mayo, también récord de asistentes, o, más recientemente, la versión virtual del festival de música electrónica belga Tomorrowland, que vendió más de un millón de tickets. Si se considera que gran parte del tráfico de entretenimiento pasa por dispositivos móviles y sistemas OTT, puede apreciarse que, más allá del regreso tarde o temprano de los espectáculos presenciales, aquí hay un nuevo nicho de negocios.

Tiktok sigue en el ojo de la tormenta luego de que el presidente de los EE.UU. Donald Trump anunció que ilegalizaría el sitio chino si no vendía su filial americana -que está en la mira de Microsoft-, citando un peligro a la seguridad nacional. A pesar de ello, la mayoría del tráfico de Tiktok proviene de los Estados Unidos, especialmente gracias a esta clase de eventos digitales.

Más notas de

Leonardo Desposito

Videojuegos XXX en los albores de la era digital

Sex Olympics: aquellos juegos eróticos de los 80

Por (y para qué) ver clásicos del cine y dónde encontrarlos

El Ciudadano, puertta de entrada al cine moderno

Apuestas multimillonarias: cuánto gastarán las plataformas en 2021

Los SVOD se afianzan como centro del panorama audiovisual

Hollywood reconfigura el viejo negocio del cine

El Conjuro 3, éxito relativo en salas estadounidenses

El legado de Júpiter, cancelado: un fracaso de Netflix

El legado de Júpiter, fracaso de Netflix

Arma Mortal: la serie que marcó a fuego la comedia de acción

Danny Glover y Mel Gibson, la pareja máxima de los 80 en Arma Mortal

Cine , teatro argentino y clásicos de los 80 para disfrutar en casa

Cine , teatro argentino y clásicos de los 80 para disfrutar en casa

Milo Manara: de la historieta al cine erótico

Le Déclic, Manara y el erotismo de los ochenta

HBO Max apuesta por un modelo con publicidad

HBO Max, plataforma en busca de ampliar alternativas

Hollywood y China, una relación en crisis para la taquilla

Rápidos y furiosos 9, el primer gran tanque post pandemia