Pese a la compleja situación epidemiológica que aún se vive en Alemania, la ciudad de Düsseldorf se prepara para lo que será el primer recital masivo desde el inicio de la pandemia. Los organizadores del evento, anunciado para el próximo 4 de septiembre, ya pusieron a la venta las 13.000 localidades.

Las entradas para el concierto organizado por Live Nation, en que actuarán el canadiense Bryan Adams y la alemana Sarah Connor, entre otros, se pueden adquirir desde este martes mientras el gobierno regional de Renania del Norte-Westfalia estudia aún su viabilidad legal, teniendo en cuenta las restricciones vigentes.

El primer ministro, el conservador Armin Laschet, advirtió que celebrar un concierto de estas características sería una "mala señal" para los ciudadanos, mientras se lucha contra el repunte de nuevas infecciones.

El alcalde de Düsseldorf, el socialdemócrata Thomas Geisel, considera en cambio que la celebración dará a su ciudad una enorme repercusión internacional y asegura que se vigilará para que se cumplan las normas de distanciamiento físico y medidas higiénicas pertinentes.

El estado federado de Renania del Norte-Westfalia es el más poblado del país -18 millones de habitantes- y también el más afectado por el coronavirus (Covid-19), con 52.175 contagios acumulados, del total de 217.293 que se han verificado en el país desde el inicio de la pandemia, informó un despacho de la agencia española de noticias EFE.

Además, los organizadores no requerián que los asistentes se sometan a pruebas de Covid-19 antes de llegar al lugar. Live Nation señaló que se basará en una combinación de rastreo de contactos y medidas de higiene integrales para garantizar que el evento no cree un punto de contagio. 

El primer gran concierto

Ante el regreso del primer concierte presencial y masivo, el promotor indicó que el concierto se encuentra destinado a demostrar que un evento importante es posible siempre que se tomen medidas estrictas de higiene y otras medidas de protección para limitar la posible propagación del coronavirus.

"Los fans, artistas y equipo, así como toda la industria de la música, han estado esperando ansiosamente este momento", dijo el director ejecutivo de Live Nation Germany, Marek Lieberberg , en un comunicado.

A pesar de las medidas a tomar y los diversos comunicados emitidos para tranquilidad de la gente, ya provocaron la ira de varios funcionarios de salud que creer que el evento no debería tener lugar alguno. Karl-Josef Laumann , ministro de Salud de Renania del Norte-Westfalia, dijo el viernes al tabloide alemán Bild que estaba "irritado" porque el departamento de salud local de Düsseldorf había aprobado el concierto y no había coordinado con el gobierno estatal.

"Tenemos una situación de infección compleja poco antes del final de la temporada de viajes", dijo Laumann. "En esta situación, animar a personas de toda Alemania a viajar por todo el país a Düsseldorf y reunirse por miles es simplemente irresponsable".

Live Nation dice que hará cumplir estrictamente el uso de máscaras sobre la nariz y la boca, pero los fanáticos tendrán que traer las suyas propias. No se venderán máscaras en el estadio y se negará la entrada a las personas sin ellas.

Las entradas para el evento saldrán a la venta el 11 de agosto en Ticketmaster Alemania y giveliveachance.de/tickets . En caso de que los niveles de infecciones aumenten, lo que obligue a los funcionarios de salud a cancelar el programa, los organizadores reembolsarán a los compradores de boletos, dijo un portavoz de Live Nation.

Lugar del evento

(Everything I Do) I Do It for You, de Bryan Adams

 

Sarah Connor