Las acciones argentinas que cotizan en Wall Street rebotaron hasta casi 14%, en una rueda en que bajó el riesgo país y el dólar financiero quedó en la zona de 140 pesos.

El dólar contado con liquidación se había acercado a los 150 pesos en la víspera, pero luego retrocedió en línea con la recuperación de la renta variable, que en septiembre acumula pérdidas de hasta más de 30% en dólares en la Bolsa de Nueva York.

"El respiro externo sólo abrió espacio a una recuperación táctica por parte de los ADRs, de la mano de los operadores orientados al ¨trading¨ que buscan aprovechar los severos castigos, pero no se traslada a los bonos que siguen pesados por clima de desconfianza", mencionó el analista bursátil Gustavo Ber.

El papel que más ganó era el de Banco Supervielle, con un alza superior al 13,8%, aunque también había sido uno de los más castigados por el desarme de posiciones.

Grupo Financiero Galicia y Loma Negra también anotaron alzas de dos dígitos, levemente por encima del 10%.

En el mercado de renta fija, el AL35 lideraba la ganancias con un alza de 5,4%, mientras el AL30 bajaba más de 1%, en una jornada con rebotes leves para los bonos soberanos.

"Las agresivas liquidaciones principalmente desde fondos del exterior llegan ante las tensiones políticas y la incertidumbre económica, incluso en medio de múltiples rumores. Así es que las vertiginosas caídas de bonos y acciones no logran despegar de sus defensivas estrategias a los inversores, que siguen priorizando la preservación de capital", completó Ber.

El riesgo país, que registra el diferencial de tasa entre los bonos soberanos y similares de Estados Unidos, caía 2,6% a 1.356 puntos básicos.