Los bonos en dólares de la deuda soberana caen por segundo día consecutivo hasta 4,3% este mediodía mientras corren las últimas dos horas para que se cumpla el plazo que le dio la provincia de Buenos Aires a sus acreedores para adherir a la propuesta de diferimiento de pago de capital del bono BP21 para mayo por US$250 millones.

La baja se da en un contexto en el que el Gobierno argentino aún no precisó detalles sobre la renegociación de la deuda y sus condiciones, tras haber enviado al Congreso un proyecto de ley de restauración de la sostenibilidad de la deuda pública.

El foco del Ejecutivo está puesto en la "restauración de la sostenibilidad de la deuda pública externa". Sin detalles de la propuesta que se les presentará a los acreedores, lo que se busca es el aval legislativo para realizar operaciones de canje de pasivos soberanos emitidos bajo ley extranjera.

Por el contrario, los títulos en pesos registraban alzas de hasta 3,2%, por lo que continuaba la tendencia observada ayer. En conferencia de prensa, el ministro de Economía, Martín Guzmán, dio a entender que buscarán continuar con el roll over de los títulos en pesos para evitar un nuevo default en moneda local o, en teoría, "libre de riesgo".

Previo a la conferencia de Guzmán en el palacio de Hacienda, el premio nobel de Economía y mentor del titular de la cartera económica en Columbia, Joseph Stiglits, realizó fuertes declaraciones en el Foro de Davos sobre la sostenibilidad de la deuda argentina y aseguró que los inversores deberán estar preparados para "recortes significativos" en los intereses de los títulos locales.

El Discount Ley Argentina 2033 descendía 4,9%; y los Bonos Internacionales 2117 en dólares emitidos por la gestión de Mauricio Macri perdían 2,9%; mientras que el Bonar 2020 bajaba 3,77%. En esa línea, el Riesgo País sube 3,5% y se ubica en los 1.992 puntos básicos. El índice elaborado por J.P Morgan acumula un alza de 12,50% en lo que va del 2020.

A contramano, el Discount en pesos Ley Argentina 2033 subía 3,2%; el TJ20 Bonos del Tesoro 2020 mejoraba 0,3%; y el PR13 Consolidación Serie 6 2024 avanzaba 0,2%. Anoche se conoció que la agencia calificadora S&P Global Ratings bajó a "default selectivo" (SD) su nota para la deuda argentina en moneda local pero mantuvo en "CCC-C" y con perspectiva negativa la deuda en moneda extranjera.

La degradación fue decidida un día después que el Gobierno canjeó voluntariamente bonos en pesos que vencían entre febrero y abril por dos títulos nuevos que vencerán entre septiembre y diciembre.

"Vemos a este canje como perturbador y equivalente a un default", expresó S&P en un comunicado difundido a la prensa. Hasta ahora, S&P había calificado la deuda de Argentina como "CC", es decir "altamente vulnerable al impago", y ese incumplimiento es casi "una virtual certeza".

La nueva calificación CCC+C "refleja una profunda vulnerabilidad del crédito y alto riesgo de no pago", indicó S&P.