El Ministerio de Economía fijó las pautas para distribuir créditos preferenciales a las provincias en el marco de los programas de aistencia frente a los efectos de la pandemia de coronavirus. Será una partida por 120 mil millones de pesos.  

A través de la resolución 223,  oficializada este jueves en el Boletín Oficial, la cartera conducida por Martín Guzmán dispuso que el Fondo Fiduciario para el Desarrollo Provincial (FFDP) otorge 60 mil millones de pesos en función de las necesidades específicas y las condiciones estructurales de cada uno de los distritos del país.

De esta forma se pone el marcha el Programa para la Emergencia Financiera Provincial, anunciado el 9 de abril y que tiene como objetivo "reforzar las finanzas provinciales por un total de 120 mil millones", lo que representa el 0,4% del PBI. 

"El 50% de estos recursos están siendo ejecutados a través de Aportes del Tesoro Nacional (ATN), en tanto los 60 mil millones restantes serán distribuidos a través del FFDP, que asignará préstamos con tasa de interés prácticamente nula y período de gracia", indica el texto oficial.

Cómo se distribuirá el fondo de asistencia a las provincias


Según lo dispuesto este jueves en el resolución 223, las partidas serán distribuidas de acuerdo a:

  • 20% con base en el índice de población con Necesidades Básicas Insatisfechas que elabora el INDEC.
  • Otro 20 % con base en un índice conformado por un 50 % con base en los índices de informalidad (asalariados sin descuentos jubilatorios) y cuentapropistas, respecto de ocupados totales, elaborados por el INDEC y un 50 % en función de las personas contagiadas por covid-19 cada 100 mil habitantes que publica el Ministerio de Salud.

En tanto, el 60 % restante será para financiar los requerimientos de las provincias que presenten necesidades financieras "sin fuentes de financiamiento alternativas"
Cada jurisdicción tendrá un plazo de 15 días para presentar las solicitudes al Fondo, consignando los montos y la información básica del requerimiento. Una vez vencido el plazo establecido, "las sumas no utilizadas deberán ser reasignadas en el marco del Programa para la Emergencia Financiera Provincial", explicó el Poder Ejecutivo.

El 7 de abril, la provincia de Córdoba había sido la primera en emitir títulos públicos para hacer frente al pago a proveedores
Córdoba fue una de las provincias que emitió títulos públicos para hacer frente a deudas con proveedores 

Además, el Ministerio determinó que para la aprobación de la asistencia, se deberá una serie de cláusulas:

  • El compromiso a implementar las acciones necesarias para asegurar la prestación de los servicios sanitarios para hacer frente a la pandemia, así como el cumplimiento de las obligaciones de gastos relevantes, en el marco de un programa financiero que optimice los recursos públicos y las fuentes de financiamiento disponibles.
  • La Provincia implementará durante 2020 una política salarial y ocupacional compatible con la disponibilidad de sus recursos públicos y las limitaciones que en la etapa presenta la obtención de fuentes de financiamiento.
  • La Provincia se compromete a no emitir títulos públicos de circulación como "cuasi moneda"; en caso de incumplimiento de ese compromiso se procederá a la cancelación del Programa.

Por otra parte, se instruyó al FFDP a "refinanciar en forma parcial o total, las deudas provinciales al 31 de marzo de 2020".