Como parte del Plan Guzmán para calmar la tensión cambiaria, el Ministerio de Economía subastará este lunes, entre las 11 y las 17, dos bonos en dólares por USD750 millones con los que buscará dar salida a fondos extranjeros, como Pimco y Templeton, que quedaron atrapados en pesos y son los principales demandantes de contado con liqui.

La operación tendrá formato de compulsa. Se tomarán siete instrumentos en pesos a valor técnico y se otorgará a cambio el AL30 y el AL35, dos bonos en dólares del canje local, cuyo precio se fijará por licitación. Los títulos elegibles serán tres Letras a Descuento (Ledes) con vencimiento el 30 de diciembre, el 29 de enero y el 26 de febrero; dos Letras ajustables por CER (Lecer) que expiran el 4 de diciembre y el 26 de febrero; una Letra ajustable por tasa Badlar (Lebad) que caduca el 22 de diciembre; y el Bono ajustable por CER que vence el 17 de abril (Boncer T2X1).

Si bien todos los tenedores de papeles elegibles podrán participar de la conversión, la expectativa oficial es que el grueso sea suscripto por los fondos extranjeros que ingresaron a hacer la bicicleta financiera con el macrismo y hoy pugnan por dolarizarse salir.