El Ministerio de Economía oficializó este martes el cronograma y el procedimiento de la reestructuración de deuda en dólares bajo legislación local por USD41.715 millones, que ofrece un trato equitativo respecto de la oferta consensuada con los grandes fondos extranjeros para el canje de títulos bajo ley Nueva York e incluye una pesificación opcional por bonos atados a la inflación. La Caja de Valores es el agente colocador.

Como anticipó BAE Negocios, a primera hora del martes se publicó la Resolución 381/2020 en el Boletín Oficial, que aprobó el procedimiento para la operación. Ocurrió un día después de la formalización de la enmienda a la oferta en la Comisión de Valores de Estados Unidos (SEC por su sigla en inglés) para el canje de USD66.200 millones de deuda bajo legislación extranjera.

La norma entró en vigencia de forma inmediata, tal como establece su artículo 6º. Es decir, los tenedores de bonos elegibles ya pueden comenzar a presentar sus adhesiones. La principal novedad es el cronograma del canje. Como contó este diario, en parte corre en paralelo a la reestructuración externa (que cierra el 28 de agosto) aunque se extenderá más allá. Sí coincidirá el día de emisión de los nuevos bonos: el 4 de septiembre.

El procedimiento, elaborado por la Secretaría de Finanzas que encabeza Diego Bastourre, establece un período de aceptación temprana que se extenderá desde hoy hasta el 1º de septiembre. Con un incentivo: quienes ingresen ahora, recibirán intereses corridos (a través de un nuevo títulos a 2029) hasta el 4 de septiembre, además de tener prioridad para la selección de los nuevos bonos.

Así, busca garantizarse una gran cantidad de suscripciones en los primeros días de la operación. Con todo, la expectativa tanto en el Ejecutivo como en el mercado es de una participación masiva de los tenedores. Un indicio de ello es que casi la totalidad de los acreedores argentinos de deuda con legislación Nueva York ya habían entrado a esa reestructuración incluso antes de la última enmienda.

Quienes entren después, en el período de aceptación tardía, recibirán intereses corridos sólo hasta el 6 de abril y quedarán a la cola en cuanto a la prioridad de asignación de los nuevos papeles.

De esta forma, el calendario de canje se configura así

  • 18 de agosto: comienzo de la operación
  • 1º de septiembre: fin del período de aceptación temprana
  • 4 de septiembre: emisión nuevos bonos (desde ese día comienzan a devengar intereses)
  • 7 de septiembre: liquidación del período de aceptación temprana
  • Del 2 al 15 de septiembre: período de aceptación tardía
  • 21 de septiembre: liquidación de la oferta tardía

No obstante, el texto aclara: "El Ministerio de Economía, a su exclusivo criterio, podrá prorrogar o finalizar anticipadamente el Período de Aceptación Temprana de la Oferta, el Período de Aceptación Tardía y la Fecha de Vencimiento de la Oferta".

El artículo 2º de la resolución designa a la Caja de Valores S.A. como agente colocador del canje. Por esa tarea, según el Anexo II de la normativa, la entidad percibirá un arancel de $180.000 más IVA.

Al igual que la reestructuración externa, el canje local plantea un período de gracia de un año con un primer pago de intereses del 0,125% en julio de 2021, una quita de capital promedio de apenas el 1,9% y una fuerte rebaja en la tasa de los cupones desde el 7% promedio hasta el 2,4%.

Con ambas operaciones, el Gobierno busca una reducción en los pagos de deuda previstos para los próximos cinco años de USD42.500 millones y para la próxima década, de USD37.700 millones.

¿Qué bonos forman parte del canje local?

El Congreso convirtió en ley la reestructuración de la deuda bajo legislación local el 5 de agosto, con 247 votos afirmativos y dos negativos en la Cámara Baja. La propuesta incluida en el proyecto fue luego adecuada por Economía a los términos acordados entre Martín Guzmán y los representantes de los grandes fondos de Wall Street para mantener la equitatividad con la legislación externa. El principal cambio fue un ajuste en las fechas de pago de intereses y capital.

La deuda local a reestructurar totaliza USD41.715 millones, de los cuales el 55% está en manos privadas, según datos de Finanzas. El menú de títulos elegibles lo integran 12 series de Letes en dólares, nueve títulos Bonar con vencimiento entre 2020 y 2037, los Par y Discount con ley argentina surgidos del canje de 2005/2010 y cuatro instrumentos vinculados a la evolución del dólar pero pagaderos en pesos: dos series de Lelink, el bono Dual AF20 y el TV21.

Los nuevos bonos en dólares surgidos de la conversión serán cuatro y tendrán vencimiento en 2030, 2035, 2038 y 2041 que pagarán un cupón inicial de 0,125% y uno máximo de 5% en los papeles a 2035 y 2041. Además, habrá un nuevo título a 2029 que capitalizará los intereses devengados impagos. En todos los casos, los pagos se harán cada 9 de enero y 9 de julio. Es el mismo esquema propuesto para el canje externo, con la diferencia de que en aquel hay un bono más largo a 2046 y cada uno tiene una versión en euros.

Pero la mayor diferencia, que anticipó en exclusiva BAE Negocios a comienzos de julio, es la pesificación opcional de algunos de los títulos elegibles por dos bonos atados a la inflación: el Boncer 2026, que ajusta por el coeficiente CER y paga una tasa anual extra del 2%, y el Boncer 2028, que paga CER más 2,25%. El tipo de cambio para la conversión será el mayorista del 6 de agosto: $72,695.

Los Boncer pagarán cupones los 9 de mayo y de noviembre de cada año. El pimer vencimiento de intereses será en el quinto mes de 2021. La mortización de capital se hará en cinco cuotas en el caso del bono a 2026 y en diez en el más largo.

Los títulos que podrán ser pesificados son las Letes (cuyo stock inicial ya fue desdolarizado en un 65% en sucesivas operaciones durante este año) y los Bonar más cortos con vencimiento entre 2020 y 2024. Es decir que lo dos títulos con mayor volumen de circulación, el Bonar 2020 (AO20) y el Bonar 2024 (AY24), que concentran más de USD15.000 millones, podrán ser convertidos a pesos.

Además, los cuatro títulos dólar linked sólo tendrán la posibilidad de canjearse por Boncer 2026.

En lo que va de 2020, el Gobierno ya pesificó deuda en dólares bajo ley local por USD7.839 millones, el 16% del stock total existente a diciembre de 2019. El Gobierno apuesta a otra fuerte desdolarización. Y en el mercado esperan que se pasen a pesos entre USD3.000 y USD4.000 millones. Los más optimistas apuntan a USD7.000 millones.

Más notas de

Juan Strasnoy Peyre

Guzmán: "Tenemos reservas suficientes para lidiar con las presiones cambiarias"

Guzmán: "Tenemos reservas suficientes para lidiar con las presiones cambiarias"

Sin impacto de las medidas, hubo una fuerte intervención oficial con venta de bonos para contener la brecha

Fuerte intervención oficial para contener la brecha

El Gobierno busca reducir el financiamiento monetario del déficit al 40% en 2021

Buscan bajar el financiamiento monetario del déficit a 40% en 2021

Dólar: Guzmán impone su estrategia para bajar la brecha y mantiene los controles en el oficial

Dólar: Guzmán impone su "solución de mercado"

Guzmán impone su criterio y busca bajar la brecha con señales al mercado

Guzmán impone su criterio y busca bajar la brecha

Guzmán: "Vamos a facilitar las operatorias en Contado con Liquidación"

Guzmán: "Vamos a facilitar las operatorias en Contado con Liquidación"

En plena tensión cambiaria, el Central sube un punto la tasa de plazos fijos al 34%

Tensión cambiaria: ¿qué medidas tomó el Central?

Con la brecha en 102%, el Gobierno analiza nuevas restricciones a la fuga de fondos extranjeros

Brecha: analizan restricciones a la fuga de fondos extranjeros

A la espera de los agrodólares, el Gobierno enfrenta una semana clave

Semana crítica para testear si aumenta la oferta de dólares

El FMI cerró su misión exploratoria y prepara una próxima para discutir la letra del programa

¿Qué dejó la visita del FMI y cómo sigue la negociación?