El riesgo país ascendió a su máximo nivel en lo que va del gobierno del presidente Alberto Fernández, mientras que el Merval se hunde en línea con las acciones de todo el mundo por el impacto del coronavirus.

Durante este jueves el riesgo país subió 5,8% hasta llegar a 2.228, número récord de la nueva gestión. Por su parte, el Merval retrocedió 3,3% en el día y se ubica en 35.234 puntos, en paralelo a una caída de los bonos argentinos.

Esto se da en el marco de la caída global que genera el impacto del coronavirus en el mundo y a la fragilidad doméstica por alto nivel de endeudamiento y el riesgo de default.

En los mercados europeos la caída continúa: el Ibex 35, el principal índice de la Bolsa de Madrid, caía un 3%; el FTSE en 100, en Londres, bajaba un 4,38% en tanto que el DAX en Frankfurt recortaba un 4,35%. Mientras, el CAC 40 de París retrocedía un 4,58% y el FTSE MIB, en Milán, lo hacía un 3,97%.

No obstante, en las bolsas asiáticas el efecto del brote viral parece tener menos impacto: el Nikkei japonés descendió 2,13%; en Hong Kong el Hang Seng subió 0,31%; en China el Shanghai 0,11% y el Shenzhen 0,24%.

A los temores que despierta el coronavirus se le suma el reciente dato de déficit fiscal de Argentina en enero, que alcanzó los 90 mil millones de pesos por los importantes pagos de deuda y las erogaciones sociales.

El déficit fiscal primario, que no tiene en cuenta los intereses de deuda, llegó a 3.766 millones de pesos, frente a un superávit de $16.658 del mismo mes de 2019.

Se trata de una mala semana a nivel global, ya que los indicadores de Wall Street continúan en una caída que comenzó hace seis ruedas.