El tipo de cambio continúa su escalada pero de manera moderada (en enero el alza rondó el 7,3%), y la diferencia entre la plaza del AL30 con la del GD30 se sostiene en el 2%. Los bonos ley Nueva York se sostienen mejor que los ley local, que ya andan cercanos a los mínimos que ya visitó a fines de octubre y comienzos de diciembre, y como hemos mencionado en varias ocasiones un AL30D debajo de los 40 dólares mantiene encendidas las alarmas sobre posibles repuntes en la cotización del verde (sumándole además que el BCRA parece haber vuelto a la senda vendedora). Veremos si comienzan a surgir novedades sobre la negociación con el FMI y si las mismas sirven de combustible para una mejora.

Curva en Pesos + CER y en Dólares. Fuente: IAMC

La semana de los ADRs en Nueva York comenzó prometedora y terminó decepcionante, de la mano de las caídas internacionales. Las peores fueron Cresud (9,23%) e Irsa (8,52%), mientras que en el sector financiero Supervielle (6,49%) y BBVA (4,27%) fueron lo más flojo contra Galicia y Macro que terminaron en el orden del 0,30% y se mostraron bastante más firmes, y por su parte el energético también tuvo una mala semana. YPF mostró un freno al castigo de las últimas semanas y anotó un alza del 4,58%, pero recortando significativamente desde el pico semanal (llegó a tocar los USD4,25 y cerró en USD3,65).

S&P Merval gráfico por TradingView
 
 

En el ámbito internacional, en el norte los índices tuvieron su peor semana desde fines de octubre con ruedas de alta volatilidad y un desarrollo de mayor a menor, alcanzando nuevos máximos históricos (marginalmente) en la rueda del martes para comenzar a recortar y mostrar fuertes rojos tanto miércoles como viernes, dejando el SP500 una caída del 3,31% y el Nasdaq del 3,30% (quedando los 3.700 puntos del primero en jaque); en una semana que probablemente se recordará por todo el revuelo generado a partir de las subas supuestamente generadas por los usuarios del foro Reddit en la plazas de GME, AMC, BB, NOK entre otras, con la intención de generar corridas de fondos que tenían grandes posiciones bajistas en esas empresas.

S&P 500 gráfico por TradingView
 

Los commodities también tuvieron una semana movida, el oro quedó en USD1.846 (-0,44%, con fuerte reversión el viernes donde llegó a cotizar 30 dólares sobre el valor de cierre), la plata en USD 26,98 (+5,76%, con fuertes alzas tanto jueves como viernes) y el crudo en USD 52,17 (+0,17%, llegó a tocar USD53,55 el jueves), mientras que el bitcoin rondaba los USD 34.500 al momento de escribir esta nota (+7% contra la semana pasada, llegando a rozar los USD 39.000 el viernes cuando se disparó a partir de una mención de Elon Musk en su twitter). El mercado vecino de Brasil no pudo escapar a la caída general y terminó en los 115 mil puntos (-1,97%), con un real que permaneció sin cambios contra el dólar en R$ 5.46.

De cara a la semana venidera, el S&P Merval debería volver sobre 49 mil puntos, repitiendo mi consideración de que un cierre debajo de 48 mil abre la puerta a una caída adicional de 5 mil puntos, siempre con un ojo a la espera de mejoras de los bonos en sus cotizaciones dolarizadas (por ahora la brecha cambiaria entre los bonos ley local y ley Nueva York se mantiene estable, importante que se sostenga de esa manera). En cuanto a los mercados del exterior, es clave un buen arranque ya que el SP500 quedó al filo de perder los 3700 puntos, lo que seguramente afectará a un Bovespa que tiene como asignatura la recuperación de los 120 mil, considerando desde mi análisis que el meterse debajo de 114 mil puntos habilitaría caídas bastante más significativas, a la zona de 100 mil.

* Análisis de TM Inversiones