En el mercado cambiario se vio más presión sobre el cable que sobre el MEP. El primero subió 3,50% por la vía del AL30 y 3,85% por la del GD30, a $219,17 y $220,90, respectivamente. El MEP subió 1,54% en el bono ley local a $203,25 y 1,68% en el ley extranjera a $204,55. De esta manera la diferencia para comprar dólares según el bono sigue zanjada, mientras que entre cable y MEP subió al 7,83% por AL30 y a 7,99% por GD30, desde los 5,75% de la semana pasada en ambos bonos. El valor resultante de los precios del ADR y papel local de GGAL saltó casi 11 pesos a $223,39, alcanzando así un nuevo máximo histórico. La semana de los bonos fue muy mala una vez más y preocupa lo que pueda descontar el mercado; el AL30 cayó 6,85% en su cotización en MEP y 7,37% en cable, mientras que lo del GD30 fue más moderado con la caída del 3,84% en MEP y del 4,95% en ccl.  Los bonos tuvieron una semana muy buena, la mejor de los últimos tiempos y permitió recuperar aproximadamente la mitad de lo caído en las dos semanas anteriores; el AL30 subió 10,60% en MEP y 8,50% en cable, mientras que en el GD30 el alza fue de 8,94% en MEP y 6,67% en ccl.

S&P Merval gráfico por TradingView

La semana de los ADRs fue buena, principalmente por la mala semana internacional. Los únicos papeles en rojo fueron EDN (3,57%) y TEO (0,40%), y no se puede dejar de mencionar la catastrófica semana de MELI con su desplome del 16,35%, y acumula casi 40% de caída en cuatro semanas. Por el lado alcista la más destacada fue IRS (13,58%), seguida de YPF (11,37%), PAM (10,00%); y también tuvieron buena semana BBAR (7,29%), SUPV (6,35%) y TGS (4,39%). En la plaza local, se destacaron TGNO4 (16,85%), BYMA (15,61%), ALUA (10,26%) y TRAN (8,76%). En cuanto al volumen, hubo buenas señales principalmente en los días alcistas miércoles y jueves, donde se operaron en promedio 2.600 millones de pesos, contra los 1.450 de los días restantes y también de la semana pasada.

Los mercados internacionales tuvieron una semana de mayor a menor. El norte tuvo marcados vaivenes y una alta volatilidad (ambos índices tuvieron en 4 de las 5 ruedas movimientos mayores al 1%), que dejaron caídas del 1,22% en SP500 y del 1,96% en el Nasdaq. Los commodities tuvieron bastante castigo a pesar de la mejora del viernes, el oro cayó 0,49% a USD1.782, plata 2,55% a USD22,52 y el petróleo un 2,60% a USD66,39 (con picos de USD62,46 y USD72,90). Brasil tuvo una buena semana y dejó la sensación que si no hubiera sido por los EE.UU. hubiera tenido una performance aún mejor, el Bovespa subió 2,78%, mientras que el real se depreció 4 centavos a 5.65.

S&P 500 gráfico por TradingView

De cara a lo que viene, el Merval dio la primer buena señal al reaccionar con fuerza en los 77 mil puntos, siendo ideal que se sostenga sobre 83.500 para no perder envión y buscar superar los 90 mil, valor clave para buscar nuevos máximos. En lo internacional, el mercado más grande del mundo es el que muestra más dudas, pero si el SP400 logra afianzarse sobre 4530 puede llegar a visitar nuevamente los máximos en el famoso rally navideño, mientras que un Nasdaq sobre 16.400 podría intentar lo mismo; y en los commodities podría haber un rebote en metales si oro supera USD1.795 y la plata USD23, mientras que el crudo debe acomodarse sobre USD67 para buscar los USD71/2. Por el lado de Brasil parecería que si el norte no le juega está para mostrar una recuperación, lo confirmaría con la superación de 108 mil puntos; mientras que en el mercado cambiario un real contra dólar cotizando sobre 5.55 podría volver a 5.75/5.80 (tocó 5.70 el jueves).

* Analista de TM Inversiones