Los bonos soberanos en dólares encontraron un techo tras un par de semanas de subas consecutivas. Los bonos cortos, que habían sido los mayores beneficiados en este último rally, esta vez fueron los que más sufrieron, dejando bajas de entre 2 y 2.5% en promedio, sobresaliendo el global 2029 que descendió más de 3%. En cuanto a los bonos más largos, como los globales 2038/2041, se mostraron un poco más sostenidos y las bajas oscilaron entre el 1.5 y el 2%. En lo que respecta a la curva de ley local, el flujo fue bastante menor esta semana y vimos retrocesos levemente menores que en los globales.

 

Otra muy buena licitación del tesoro, en donde se vio mucha demanda por Letras ajustables por CER, las que explicaron el 80% de la emisión. La licitación del soberano sumado a emisiones corporativas hizo que fuera una semana tranquila en el mercado secundario. El dato de inflación por debajo de lo esperado influyó en parte a la ampliación del spread de los bonos CER de entre 50 y 75 puntos básicos.

Los soberanos Dólar Linked continuaron con mucho volumen al igual que la semana anterior, principalmente en el T2V1, el bono más corto, ya que algunos inversores estuvieron realizando una estrategia de sintéticos vendiendo el futuro de noviembre, lo que llevo a que en el punta a punta semanal ampliara el rendimiento a DV+11.15% versus DV+10% de la semana pasada.

 

Bonos corporativos

Semana muy tranquila para los bonos corporativos ya que el flujo bajó de manera significativa en comparación a las 2 semanas previas. El mercado estuvo mayormente vendedor, aunque por el momento las paridades parecen no mostrar grandes retrocesos, manteniéndose en los mismos niveles que el cierre de la semana pasada. De todas maneras, parecería que han tocado un techo, aunque sea por el momento.

La renta variable local, como veníamos comentando la semana pasada, fue desacelerando el rally. Las acciones argentinas bajaron considerablemente el volumen operado y hubo una corrección luego de las fuertes subas de las últimas semanas del 30% desde mínimos de mayo. En este contexto el índice Merval se ubicó en los 65.136 puntos lo que represento una baja semanal del 1.45%.

En el panel líder las subas más significativas estuvieron en TGNO4 (15.05%) SUPV (6.63%), TRAN (3.66%), HARG (2.98%) y BYMA (2.95%), entre otras. Mientras que, por el lado de las bajas, las más significativas fueron TECO2 (-8.62%), CRES (8.38%) y CEPU (-3.80%).

El dato a tener en cuenta es que el jueves tendremos la decisión clave del MSCI sobre si Argentina abandonará Emergentes y pasara a Frontera – escenario más probable – o pasara al grupo de países que se encuentran en “Standalone” sin pertenecer a ningún índice.

Dentro del ámbito económico, los mercados se vieron influenciados por el contexto externo. Puntualmente el centro de atención estuvo en la reunión de la FED, donde el organismo mejoró sus perspectivas de crecimiento para este año y decidió dejar sin cambios las tasas de interés. Sin embargo, revisó al alza sus proyecciones de inflación y, además, espera subir la tasa de interés dos veces en 2023.

 

Inflación

 

Dentro del ámbito local, en primer lugar, sobresalió el buen resultado de la licitación de pesos donde el Tesoro logró recaudar cerca de $65.600mn de modo que el financiamiento neto en lo que va del mes alcanza cerca del 93% de los vencimientos esperados en junio.

 

Por otro lado, se dio a conocer la inflación de mayo, la cual subió 3,3%, ubicándose sorpresivamente por debajo de las expectativas de mercado y volviendo a niveles por debajo de 4%. También se publicaron la inflación mayorista y el costo en la construcción. Estos indicadores mostraron subas más moderadas de 3,2% y 2,7%, respectivamente.