Playboy, cuyas acciones saltaron más de 160% desde su debut en Wall Street el febrero último, anunció este martes la compra de Honey Birdette, una empresa de lencería con sede en Australia y más de 60 sucursales en todo el mundo.

La adquisición de Playboy, que concretó la transacción con pago en cash y acciones, apunta a competir directamente con Victoria's Secret.

Honey Birdette fue fundada en 2006 y en los últimos meses abrió sucursales en Las Vegas, con proyecciones de inauguraciones de tiendas en Dallas, Miami y la ciudad de Nueva York, reportó el sitio especializado Yahoo Finance.

El interés de Playboy en la compañía también se explica por la rentabilidad de Honey Birdette, que muestra balances con muy alta rentabilidad.

Playboy, revistas, lencería y Mansión

Con la adquisición, Playboy aprovechará la infraestructura de Honey Birdette para dar pelea a Victoria's Secret en un segmento en que esta marca es líder en el mercado.

Se trata del primera operación de envergadura del nuevo CEO de Playboy, Ben Kohn, quien se unió a la empresa en 2017.

En una de las últimas operaciones, la marca vendió al multimillonario Daren Metropoulos la Mansión Playboy en 2016 por 100 millones de dólares.