El anuncio de la vacuna rusa contra el coronavirus generó confianza en los operadores del mundo y despertó a los principales índices bursátiles que registraban alzas por la noticia.

Se espera que con el hallazgo de  Sputnik V, como se lo bautizó al fármaco, crezca la esperanza de una cura contra el Covid-19 y se estabilice la economía global, tras el descalabro sin precedentes que provocó la pandemia. 

Así, en Rusia el MOEX y el RSTI subían alrededor de 2% mientras que en Europa, el IBEX 35 de España anotaba aumentos de 3,25%; el FTSE 100 de Reino Unido un 2,5%; el CAC 40 de Francia 2,45%; el DAX de Alemania 1,87%; el FMIB de Italia 2,65%.

En Wall Street, el Dow Jones opera con un incremento del 1,13%, el Nasdaq baja un 0,73% y el S&P500 corrige un 0,49 por ciento.

Las bolsas asiáticas, por su parte, cerraron con valores mixtos. El alza más pronunciada fue registrada por Hong Kong, que sumó un 2,11% y la baja más profunda fue del Shenzen, con una merma del 1,49 por ciento.

El presidente de Rusia, Vladimir Putin, comunicó esta mañana que la vacuna contra el coronavirus  "pasó todos los controles necesarios" e indicó que "se distribuirá el 1 de enero de 2021", mientras que el Fondo de Inversión de Rusia espera que la producción del fármaco contra el coronavirus en América Latina "comience en noviembre".