Una cosa son las leyes y otra muy diferente la tecnología. En muchos casos, las leyes parecen ir mucho más lento, y con menos conocimientos técnicos. Lo cierto es que estamos viviendo un momento histórico. Nunca antes en la historia de la humanidad habían existido criptomonedas y sistemas descentralizados que no necesitan de gobiernos ni bancos centrales para operar técnicamente.

Recientemente, en un importante evento de blockchain, finanzas y criptomonedas, conocido como LaBITconf 2020, el autor y conferencista Andreas Antonopoulos comentó que Bitcoin se basa en un mecanismo con un sistema de reglas, pero sin reguladores.  Esta afirmación, que parece simple, tiene connotaciones mucho más profundas, ya que pone de manifiesto, que no sólo se eliminan intermediarios, sino que para funcionar, Bitcoin no necesita de terceros de confianza. 

Y si hablamos de confianza, en Argentina sabemos que cuesta confiar en un dinero que no cumple con la función de reserva de valor (el peso argentino), o en políticos que han cambiado las reglas de juego permanentemente con emisión monetaria, inseguridad jurídica y presión fiscal.

Es aquí donde Bitcoin y las criptomonedas parecen cumplir una función importante, brindando soluciones a los ciudadanos. 

Expertos opinan sobre el panorama regulatorio

También en el marco de Labitconf 2020, se realizó un panel denominado “Regulación que promueva el ecosistema”, donde varios expertos de Latinoamérica compartieron sus opiniones. Estuvieron Carlos Valderrama, de Legal Paradox, en México; Daniel Villaroel, ex coordinador de regulación del Ministerio de Comercio, de Colombia; Joaquín Simonetti, asesor en Blockchain, de Chile; y Ricardo Mihura, experto en temas fiscales, de Argentina. 

Daniel Villaroel habló de la importancia de la “no intervención” de los estados  y de dejar actuar al espíritu innovador. 

Por otra parte, Joaquín Simonetti reflexionó que puede verse que un mercado no regulado no pueda ejercer su actividad, porque colisiona con otros mercados que sí están regulados. En ese sentido, luego agregó: “sí es necesaria una regulación, pero que sea propuesta por una comunidad participativa. Tienen que haber entendimiento de la autoridad y los privados. No se puede regular algo si no se entiende como funciona”.

Carlos Valderrama, habló de las iniciativas conocidas como Sandboxes (areneros) y opinó que pueden servir como un modelo novedoso para generar innovación en un ambiente controlado.

Proyectos de ley en Argentina

Un proyecto de ley del Frente de Todos, que lleva la firma de 15 diputados nacionales argentinos, fue presentado el 11 de noviembre en la Cámara de Diputados de la Nación. El proyecto, que se puede encontrar bajo el expediente 6055-D-2020, lleva como título de sumario: "Marco regulatorio integral aplicable a las transacciones y operaciones civiles y comerciales de criptoactivos. Creación".

La iniciativa despertó varias controversias entre referentes del ecosistema crypto de Argentina. Una de las críticas más fuertes que se realizó desde varios sectores del ecosistema crypto argentino, es que no se consultó para la redacción del proyecto, a referentes históricos y reconocidos de organismos o empresas que ya existen y están trabajando desde hace años.

Desde la vereda de la oposición, el diputado argentino Ignacio Torres, de "Juntos por el Cambio", tiene previsto presentar también un proyecto sobre criptomonedas en el Congreso de la Nación de Argentina. Sin embargo, este legislador del distrito de Chubut, se encuentra realizando una serie de reuniones y consultas con representantes de varias empresas y organizaciones vinculadas al mundo de los criptoactivos, antes de hacer una presentación formal en el Congreso de la Nación.

Quejas desde la comunidad crypto 

La Asociación Civil DECODES - ONG Bitcoin Argentina, es muy conocida en el ecosistema argentino de criptomonedas y tecnología blockchain. Desde ese lugar, el pasado 13 de noviembre emitieron un comunicado sobre la regulación de criptoactivos titulado "Un proyecto que requiere participación y debate". Allí se quejaron porque no habían sido consultados.

La posición de MakerDAO

Desde la Fundación MakerDAO, detrás de la stablecoin DAI, también manifestaron su posición: 

"DAI es la primer stablecoin descentralizada que permite ser utilizada en todo momento, por toda persona u entidad en cualquier lugar del mundo. Siendo una criptomoneda que opera a nivel global y una de las líderes de la categoría, acompañará al desarrollo de propuestas regulatorias en Argentina, impulsando el crecimiento local e internacional de las finanzas descentralizadas, razón por la cual es elegida a diario por millones de personas en el mundo para realizar operaciones de forma segura, estable y transparente".

Sin intermediarios ni vigilancia

Cabe tener en cuenta que conceptos como vigilancia y privacidad, están bastante presentes en la comunidad crypto, y que a pesar de los intentos de regulación, la tecnología puede ofrecer soluciones a los usuarios.

Por ejemplo, la jefa de Comunidad de Status (la firma que desarrolla una cryptowallet), Simona Pop señaló:

“Status siempre ha empoderado a las personas a que se comuniquen entre sí como nunca antes fue posible. Desde enviar transacciones financieras p2p, acceder a una economía y a marketplaces verdaderamente sin fronteras, hasta enviar mensajes sin intermediarios ni vigilancia”.

“Status ha experimentado un crecimiento del 200% en Argentina desde su lanzamiento en el país en julio de 2020. Con una comunidad en crecimiento y una base de usuarios activos, es evidente que la combinación de dinero autónomo y mensajería privada representa una solución valiosa para algunos de los aspectos económicos y desafíos de privacidad de los argentinos”, agregó luego.

*Análisis de Arigato Consulting