El Comité de Mercado Abierto de la Reserva Federal de Estados Unidos (FOMC) resolverá esta tarde si cambia su política monetaria, una decisión que tiene en vilo a los inversores en el mundo, mientras los ojos aquí están puestos en el Banco Central de Brasil.

"El consenso de los analistas indican que no habrá cambios. Sin embargo, el 'dot plot'  -proyecciones que hacen los miembros del FOMC- y la posterior conferencia de prensa de Jerome Powell concentrarán la atención de los inversores para tratar de estimar la fecha en la cual la entidad comunique efectivamente el comienzo en la reducción de las compras mensuales, que actualmente alcanzan a 120.000 millones de dólares por mes", explicó la consultora Delphos Investment.

El supermiércoles para Argentina se completará con la reunión del Comité de Política Monetaria (COPOM) del Banco Central de Brasil, del que se espera una nueva suba de 75 puntos básicos a 4,25% anual su tasa de interés de referencia, la Selic. Si se confirma este movimiento, en un trimestre habrá pasado de 2% a 4,25%.

"El real brasileño viene recuperando valor desde la primera indicación de suba de la tasa de interés, y podría continuar con esa tendencia en caso que la Fed continúe por el camino previsto", explicó Delphos. 

Decisión de la FED

Al margen de la decisión del organismo, los inversores tienen en mense la reunión anual de banqueros centrales que se realizará en Jackson Hole en agosto o la reunión de política monetaria de septiembre, ambas fechas claves. "Creemos que los flojos datos de empleo de abril y mayo le darán a la FED estos meses adicionales para poder recoger el barrilete sin una urgencia desmedida", analizó Delphos.

Qué pasará en Brasil

La consultora indicó que si el Banco Central de Brasil sigue ajustando la tasa de referencia,  entonces los activos brasileños medidos en dólares podrían continuar con su recorrido alcista. 

"Los flujos de los inversores extranjeros deberían seguir llegando y con ello la suba de los principales ADRs del vecino país", indicó Delphos.