CINE

El árbol de peras silvestre

Volvió el Cine Arte

Es totalmente extraño hablar de la reapertura de un cine cuando los cines están cerrados (sí, claro, cuarentena), pero ha sucedido. O casi. El tradicional espacio de Av. Roque Sáenz Peña (Diagonal Norte para los íntimos) 1150 estuvo cerrado unos meses pero volvió  con renovación de salas -tres- dedicadas al cine que no tiene salida comercial como la gente en esta ciudad que aún se dice "cinéfila". Lo que es una gran noticia porque nada escasea más que los espacios alternativos. Dado que las circunstancias le impiden funcionar como corresponde, los generosos nuevos dueños de la sala presentan en su sitio una selección de películas extraordinarias que se pueden ver gratuitamente, con tan solo hacer el registro. Por ejemplo, El árbol de peras silvestre, del turco Nure Bylge Ceylan, un filme que narra el encuentro entre un padre y un hijo, entre dos generaciones y dos mundos, con extraordinario uso del paisaje como reflejo de las emociones. O La guerra silenciosa, de Stéphane Brizé, que muestra el conflicto gremial por el cierre de una fábrica con una enorme actuación de Vincent Lindon. O también la bella reflexión sobre la familia del marsellés Robert Guédiguian En una casa junto al mar, que muestra tanto el cariño como el conflicto. Y además hay un gran drama -digamos- "judicial" iraní llamado La decisión, donde un accidente lleva a una confrontación moral en un gran thriller psicológico. Esta semana, estrenaron un bello coming of age El hijo perfecto (en realidad "Mi hermana flaca", pero dejémoslo) sobre una nena de doce años y su relación conflictiva con su bella hermana mayor, patinadora y anoréxica. Hay más (¿quieren algo de Laurel y Hardy? Hay y vale la pena) y es un regalo en estos tiempos.

El árbol de peras silvestre

La guerra silenciosa

En una casa junto al mar

TEATRO

La crueldad de los animales

La crueldad de los animales

Relaciones de poder y violencia familiar constituyen uno de los ejes de esta obra de Juan Ignacio Fernández, bajo la dirección de Guillermo Cacace, en una puesta original que utiliza las indicaciones de espacio y acción como parte del propio texto. Lo que a su vez vuelve metáfora del poder la propia puesta en escena teatral. Notables interpretaciones de un elenco extraordinario.

MÚSICA

The Beatles

The Beatles

Ante la escasez de material nuevo, de recitales, de presentaciones on line (no siempre son fáciles de encontrar y parece que la cuarentena está limando fuerzas), vamos a repasar lo conocido, que es buen momento. El sitio oficial de los Beatles le permite a cualquiera escuchar todos los álbumes de los genios de Liverpool (gracias Juan Alberto Badía, siempre en nuestra memoria) y al mismo tiempo leer cómo se hicieron, noticias varias sobre Paul y Ringo, ver fotos y revisar videos de todas las épocas. También comprar cosas (pero ya vieron lo difícil que está todo por ese lado). Lo interesante es que uno puede disfrutar de un acervo musical que está entre los más influyentes -y mejores- de la historia contemporánea en copias remasterizadas. Y si bien es cierto que el digital "no es lo mismo" que las grabaciones analógicas, aquí están puestas en contexto y con cuidado. Qué más quiere.

ARTE

MUDE

Mude

El Museo de Diseño y Moda de Lisboa puso a disposición de quien quiera ver cosas bellas un acervo de miles de piezas entre muebles, decoración, e indumentaria, y se puede acceder a ellos, por un acuerdo, desde el sitio de Cultura del Gobierno de la Ciudad (de Buenos Aires, aclaremos, no de Lisboa). La colección es impresionante, para quedarse horas mirando.

PARA VER EN CASA

El tercer hombre

El tercer hombre, uno de los grandes clásicos del cine, es una película curiosa. El guión de Graham Greene se convirtió en novela después del estreno, y la verdadera estrella de la película aparece muy poco. Esa estrella, dicho sea de paso, es Orson Welles, que dejó su sello en el filme más allá de su irónica y alucinante aparición como el caradura Harry Lime, un tipo encantador que es, en el fondo, el mismísimo diablo. La obra de Carol Reed (y Welles) sirve además para mostrar una Viena en ruinas, dividida entre rusos, británicos y americanos, luego de la caída del nazismo. Es decir, un retrato de un mundo destruido y en caos donde hacen su agosto las personas con menos escrúpulos. Gran frase de la película: "Florencia, con los crímenes y los Borgia, nos dio el Renacimiento; Suiza, con 500 años de democracia, el reloj cucú". Welles puro. En Qubit.TV.

Mente indomable

El año en que Titanic arrasó en los Oscar (con justicia), hubo una película que, también con justicia, se llevó el premio de actor de reparto (Robin Williams) y Mejor guión (Ben Affleck y Matt Damon). Era Good Will Hunting (en Netflix, vaya uno a saber por qué, "Mente indomable"), la historia de un pibe de clase obrera que es un genio matemático, y se debate entre vivir en el mundo que le ha tocado o ir más allá, en busca de un destino mayor. Dirigida por Gus Van Sant, es una película en la superficie conmovedora y simple (en el buen sentido), y también un filme profundo sobre la amistad, las diferencias de clases y el saber.

Más notas de

Leonardo Desposito

Broadway, víctima casi fatal de la pandemia

Broadway, víctima casi fatal de la pandemia

Netflix sigue creciendo en plena pandemia

Netflix contents presentation, Tokyo, Japan - 27 Jun 2016

El Imperio Contraataca gana en los cines cuarenta años después

El Imperio Contraataca gana en los cines cuarenta años después

Cuatro noches, cuatro grandes películas

Cuatro noches, cuatro grandes películas

De Velázquez a Libertad Lamarque para disfrutar el fin de semana

De Velázquez a Libertad Lamarque para disfrutar el fin de semana

Grandes fracasos (inmerecidos) del cine

Grandes fracasos (inmerecidos) del cine

NBC, a la caza del mundo on demand

The Office - 2005

El sexo virtual de José María Muscari

Halle Berry renuncia a un rol por críticas de la comunidad transgénero

Halle Berry, polémica por un rol transgénero

Adiós a Ennio Morricone, maestro de la música para el cine

Adiós a Ennio Morricone, maestro de la música para el cine