Con cúpulas en alto, a veces desapercibidos en el vértigo del ritmo urbano, unos 788 espacios religiosos de más de 25 cultos confluyen en Buenos Aires. Este sábado 4 de diciembre de 20 a 00 hs habrá oportunidad de recorrer varios de ellos, presenciar ritos y conciertos, conocer su historia  y hasta probar platos tradicionales.

En  sexta edición de la Noche de los Templos se podrá participar de una Ceremonia de Bat Mitzvá en Bet Hillel, del encendido del candelabro de Jánuca en el Templo Libertad, de una bendición matrimonial en la Parroquia Nuestra Señora de Montserrat,  o también de una defumación con inciensos para descargar energías en el Reino Iemanjá Bomí centro de la religión africana tradicional, además de un concierto de música gospel en el Seminario Internacional Teológico Bautista y talleres de caligrafía, Tai Chi y meditación en centros budistas, entre otras actividades. 

La historia de la ciudad, con sus inmigrantes, y la historia de los templos están íntimamente ligadas. El Católico Apostólico Romano es el que cuenta con más centros de culto, seguido de la Iglesia Pentecostal y la religión Judía.  Este sábado se podrá visitar la iglesia más antigua de Buenos Aires, San Ignacio de Loyola, donde se podrán conocer los claustros del viejo Colegio de San Carlos. Con los años se sumaron otras creencias.  En 1830 se comenzó a construir el primer templo no católico en la ciudad que tenía relación con una comunidad étnica: la iglesia Episcopal Británica de San Juan Bautista, actual catedral anglicana. Fue además el primer templo protestante de América Latina.  Luego surgieron tres templos más vinculados a las inmigraciones de la primera mitad del siglo XIX: la Iglesia Presbiteriana Escocesa San Andrés, la Primera Iglesia Evangélica Metodista y la Congregación Evangélica Alemana, actual parroquia Centro-Iglesia Evangélica del Rio de la Plata.

Las oleadas inmigratorias de la segunda mitad del siglo XIX y primeras décadas del XX traen nuevas comunidades y cultos. Así en Balvanera encontramos la Iglesia Mater Misericordiae, conocida como Iglesia de los Italianos, inaugurada en 1870; está San Luis rey, de la comunidades francesa; San Bonifacio, de la alemana; templos luteranos como la Iglesia Danesa y la Iglesia Sueca. Los cristianos de origen oriental también fueron creando lentamente sus propios lugares: el primer templo será la Catedral de la Santísima Trinidad, de la Iglesia Ortodoxa Rusa.

Las persecuciones que sufrieron algunos pueblos en Europa Oriental, a principios del siglo XX, ocasionaron inmigraciones masivas. Ese es el caso por ejemplo de los armenios, que tienen varios templos locales. Con respecto a la comunidad judía, si bien la primera sinagoga, el templo de la Congregación Israelita de la República Argentina, es fruto de la agrupación de judíos dispersos a finales del siglo XIX, muchas de las comunidades fueron surgiendo a partir de la llegada en gran número de inmigrantes tanto de Europa como del Oriente.

La comunidad musulmana en Buenos Aires tiene su templo más antiguo en el del Centro Islámico de la República Argentina. En las últimas décadas del siglo XX y principios del XXI, se vivieron nuevas corrientes migratorias. Los coreanos están presentes con un importante número de templos presbiterianos y cristianos evangélicos, algunos templos metodistas y bautistas, e incluso un templo católico, "Santos Mártires Coreanos" en Parque Chacabuco. Con respecto a los templos budistas, cada comunidad surgió a partir de la llegada de un monje o maestro que fue nucleando a adeptos. No necesariamente se identifican siempre con una corriente migratoria. La presencia creciente de hombre y mujeres inmigrantes desde el África, la mayoría de ellos de religión musulmana, han acrecentado las comunidades islámicas ya existente.

Caminos de la espiritualidad

Dentro de los lugares de cultos que este año abrirán sus puertas para poder ser visitados hay tres de los más antiguos de Buenos Aires, que son del culto católico: la Parroquia San Ignacio de Loyola, que empezó a construirse en 1712 y cuyo estilo arquitectónico pertenece al llamado "renacimiento jesuítico", la Basílica del Santísimo Rosario (Santo Domingo) y la Parroquia de San Pedro Telmo.

En esta edición se vuelven a incluir templo de cristianos de rito oriental como la Iglesia San Efrén de Iglesia Siriana Ortodoxa de Antioquía y  la Catedral San Gregorio El Iluminador de la Iglesia Apostólica Armenia. En cuanto al culto judío, se sumarán el Templo Benei Tikva, que mantiene el estilo tradicional alemán, y el Templo Libertad, obra con influencias románticas y bizantinas que tuvo como modelo a las grandiosas sinagogas alemanas de mediados del siglo XIX. También podrán visitarse sedes de la comunidad islámica como la Mezquita Centro Cultural Islámico Rey Fahd en Palermo y la Mezquita Al-Ahmad, primera mezquita en el país en reunir los elementos arquitectónicos característicos de la tradición islámica como el mihrab (la hornacina o nicho) en el muro de la quiblah (orientación a La Meca), y el minbar (el púlpito para la jutba o sermón que pronuncia el jatib o predicador, generalmente el imam o conductor de la oración). 

Hay recorridos guiados, la entrada es libre, gratuita y no requiere inscripción. 

Algunas actividades para este sábado 4

  • En la Mezquita Al Ahmad habrá conferencias sobre la historia y cultura islámica. 
  •  En la Iglesia Danesa habrá venta de comida típica, y en la Iglesia Cristiana Evangélica Eslava se hará entrega de una cracovia.
  • En el Templo Tzong Kuan de la Asociación Budista Argentina, una cata de té.
  •  En la Iglesia Presbiteriana Evangélica Sin-Heng enseñarán a escribir caracteres en chino
  • Melodías típicas judía en la Sinagoga NCI Emanu El